Invertir en bienes raíces con poco dinero podría ser posible

Emprendedores trabajan en el desarrollo de una plataforma que le permitiría a cualquier persona invertir en bienes raíces, sin necesidad de contar con grandes sumas de dinero.
Carolina Bolívar, Rodrigo Caballero, Yerely Fonseca, Rodrigo Adaya y Víctor Mena, integrantes de Market House.
Carolina Bolívar, Rodrigo Caballero, Yerely Fonseca, Rodrigo Adaya y Víctor Mena, integrantes de Market House. (Catapulta EBC)

Ciudad de México

Pizza, cerveza y 54 horas de trabajo fue todo lo que necesitaron cinco emprendedores para desarrollar una idea de negocio que le permita a las personas invertir en bienes raíces con poco capital.

Market House fue reconocido como el mejor desarrollo FinTech del Startup Weekend de Innovación Financiera que organizó Catapulta, el centro de emprendimiento de la Escuela Bancaria Comercial, con la participación de Grupo Bursátil Mexicano, BBVA Bancomer y el fondo de capital Angel Ventures México.

Esta podría ser la primera plataforma online que le permitiría a cualquier persona invertir su dinero en la compra de bienes inmuebles para obtener ganancias que hasta ahora estaban reservadas para personas con grandes capitales.

“Los usurarios entrarían a la plataforma y ahí encontrarían el listado de propiedades, que se podrán filtrar por zona y precio, el precio de cada propiedad se dividirá en varias partes y un usuario podrá comprar una o más partes dependiendo de sus posibilidades”, explica Víctor Mena, diseñador gráfico de 26 años.

Esto significa que si una propiedad tuviera un valor de dos millones de pesos, pero se dividiera entre 20 inversionistas, cada uno tendría que aportar únicamente 100 mil pesos y sus ganancias serían proporcionales. 

Para Rodrigo Caballero, financiero de 26 años, la oportunidad de mercado para su propuesta radica en que “a diferencia del mercado de valores, que cada día se está haciendo más abierto y ahora las personas pueden invertir en deuda o jugar en la bolsa con muy poco dinero, en el mercado de bienes raíces todavía no hay suficiente apertura”.

Por el momento Market House sólo es una idea que surgió de las mentes de Yerely Fonseca, Rodrigo Adaya, Carolina Bolívar, Rodrigo Caballero y Víctor Mena, quienes se hicieron acreedores a una cuenta de inversión en Piggo, un curso de D-school de la Universidad de Stanford y la asesoría de directivos de Grupo Bursátil Mexicano (GBM) para afinar su modelo de negocio y levantar capital.