¿Quieres poner un negocio? Inspírate en estas frases

CEO’s, consultores y personajes de otros ámbitos aconsejan a emprendedores cómo enfrentar el reto de desarrollar un negocio, a partir de sus experiencias.
Emprendedores.
“¿Tienes una idea y crees que tienes el espíritu?, hazlo”, recomienda Vera Makarov, CEO de Hellofood. (Foto: Shutterstock)

Ciudad de México

Inicia el año con inspiración. Conoce los consejos de fundadores y CEO’s de empresas, consultores, así como de un político y un cineasta, quienes recomiendan a emprendedores qué hacer o en qué pensar para iniciar y desarrollar un proyecto de negocio.

Uri Levine, cofundador de Waze y emprendedor serial de startups

1. Enámorate del problema y no de la solución. Mantente enfocado en el problema, aduéñate de él; de este modo, la solución casi saldrá sobrando.

2. Conoce quiénes son tus usuarios y cuáles son realmente sus problemas. Platica con ellos. Pensamos que los entendemos, pero muchas veces no es así.

Pedro Kumamoto, diputado independiente en Jalisco

3. Una persona que busca emprender busca generar innovación, e innovación es el valor o es la palabra.

4. Los jóvenes en México tenemos ingenio, creatividad, tecnología, y creo que podemos utilizar estas herramientas y estas condiciones específicas para, por un lado, poner una o un Presidente en 2018, pero también, en lo micro, para poder emprender una iniciativa, una organización de la sociedad civil, una ONG o una empresa socialmente responsable. La verdad es que hay muchas cosas por hacer. Es complicado, pero vale la pena.

Vera Makarov, CEO de Hellofood México

5. Busca un problema de tu propia vida. Identifica un problema real en tu vida. Haz una lluvia de ideas y genera una serie de hipótesis sobre cómo resolverlo.

6. Lanza tu proyecto. No pienses en la solución perfecta para ese problema. Inventa algo que pueda ayudar y lánzalo en el mercado: habla con tus potenciales usuarios y compradores. Ve si están dispuestos a pagar por el producto o servicio.

Martín Migoya, cofundador de la firma argentina Globant

7. Muchas veces mirando hacia afuera uno encuentra un poco de inspiración. Mirando hacia fuera, vimos cómo hacían otros países para transformar los mercados y dar oportunidades nuevas a los jóvenes. Decidimos empezar algo en América Latina con la visión de proyectarnos a nivel global.

Jordi Muñoz, fundador y CEO de 3D Robotics

8.  Yo no tengo límites. Estoy convencido que todo tiene solución (…) Un 99 por ciento es paciencia y 1 por ciento es inteligencia.

Juana Ramírez, fundadora y CEO de Sohin

9. El primer consejo se lo tengo que dar a las mujeres porque, si emprender es difícil, es mucho más difícil emprender y ser mujer, así que hay que enfrentarse, hay que hacer que las cosas pasen. Las mujeres tenemos extraordinarias herramientas para liderar empresas, para liderar equipos, así que a las mujeres les diría que hay que animarse, hay que enfrentarse, hay que saber que sí la pueden hacer. 

10. ¿Tienes una idea y crees que tienes el espíritu?, hazlo. Te vas a equivocar muchas veces. Hay muchos fracasos, pero esos fracasos también hacen parte del éxito. Nada se construyó en un solo día.

Ferenz Feher, fundador y CEO de Feher & Feher, y Alfredo Culebro, empresario y mentor de emprendedores 

11. Autodisciplínate. Imprime actitud y promueve la aptitud en tu grupo (…) Sé generoso. Retribuye una parte de tus éxitos a los más necesitados (del Decálogo del Emprendedor).

Bill Aulet, autor del libro “La disciplina de emprender”

12. Para ser emprendedor, se debe intentar, pero si se hace sin reflexionar y sin el conocimiento necesario, tomará mucho más tiempo ser exitoso.

Marcus Dantus, CEO de Startup México

13. Hay quien se mete en esto sin estar convencido realmente de hacerlo, pero si no les gusta lo que están haciendo y solo lo hacen porque creen que ser emprendedor y ganar dinero es fácil, ¡olvídenlo!

Alberto Mar, director de la película “Don Gato y su Pandilla”

14. El trabajo no eres tú. Las personas cometemos el error de extendernos a través de nuestro trabajo. Si nuestro trabajo funciona, entonces somos buenos, pero si no logramos éxito en el trabajo, entonces no somos buenas personas. No es así. Hay que darle una distancia a lo que hacemos de lo que somos, porque cuando un proyecto fracasa inmediatamente pensamos en que también nosotros fracasamos y no es así. Hay que sobreponerse a las fallas con la voluntad de aprender para mejorar.