• Regístrate
Estás leyendo: El orden financiero está en riesgo por "brexit"
Comparte esta noticia
Lunes , 25.06.2018 / 14:53 Hoy

El orden financiero está en riesgo por "brexit"

Banorte-Ixe señala que los hogares en Reino Unido pueden retrasar el consumo y las empresas la inversión, afectando empleo y crecimiento.

Publicidad
Publicidad

Silvia Rodríguez

La posible salida de Reino Unido de la Unión Europea (brexit) ha desatado un gran nerviosismo en los mercados financieros, por las implicaciones económicas que tendría, pero además representaría la gran ruptura con uno de los bloques más importantes del mundo, lo que generaría ondas de choque en todo el mundo.

Con el impacto, este bloque, gestado poco después de concluir la Segunda Guerra Mundial, implicaría un retroceso en el modelo de libre mercado que se defiende en el sistema financiero internacional (SFI), advirtieron analistas.

El impacto iniciará en el propio Reino Unido, donde de acuerdo con Aaron Klein, del centro de estudios Brookings Institution, cada hogar británico dejará de percibir 4 mil 300 libras (contra un promedio de ingreso anual de 25 mil). Con ello, dice Klein, un brexit detendría el crecimiento de Reino Unido y la baja en la productividad traerá una caída de 6 puntos del PIB a 2020.

El Banco Central de Inglaterra resaltó la semana pasada que la incertidumbre en torno al referendo tiene impacto sobre el crecimiento económico, pues en caso de que gane el voto a favor de una salida de Reino Unido de la Unión Europea, la libra esterlina podría caer aún más, lo que ocasionaría un deterioro en los términos de intercambio, menor productividad y un mayor premio de riesgo.

El organismo central británico destacó que si bien el gasto en consumo ha sido sólido, existe una creciente evidencia de que la reciente incertidumbre en torno al referendo está llevando a un retraso en las decisiones económicas importantes que son costosas de revertir, incluidas transacciones comerciales y residenciales, compra de autos e inversión residencial, por lo que la salida de Reino Unido puede alterar las perspectivas del crecimiento y la inflación y, por lo tanto, las medidas adecuadas de política monetaria.

Siendo que el PIB británico equivale a 2.4 por ciento del global, dice Anatole Kaletsky, de The Independent, el resultado del referendo del jueves 23 de junio “tendrá influencia política y económica más allá del tamaño de la economía británica”. Según Kaletsky, el referendo es parte de un fenómeno global de “revueltas populistas” en que votantes con menor educación en mercados desarrollados desafían a sus élites políticas. Ejemplo de ello, dice, es el avance de Donald Trump como inminente candidato del Partido Republicano a la presidencia de EU.

En este sentido, uno de los pilares sobre los que descansa el SFI es el libre mercado, que deja de lado la participación del Estado como interventor, en el entendido que en la medida en que se eliminen las barreras comerciales se llegará a un equilibrio entre oferta y demanda, y en las naciones se generará crecimiento, situación que es favorecida con los tratados de libre comercio y la evolución de éstos a integraciones, como la Unión Europea.

Reino Unido se adhirió a la Unión Europea en 1973, pero el proceso de conformación del bloque surgió desde la década de 1950, con la Comunidad Económica del Carbón y del Acero, y después evolucionó hasta ser la comunidad actual de 28 países.

No es la primera vez que Reino Unido intenta salirse de la Unión Europea, pues en 1975 el Parlamento británico aprobó la celebración de un referendo, pero 67 por ciento de los votantes optó por mantenerse en el bloque.

Los países que forman parte del bloque se encuentran vinculados entre sí por el compromiso político, económico y jurídico que deriva del proceso de integración asumido por todos los miembros.

De acuerdo con el área de análisis de Grupo Financiero Ve por Más, las principales razones por las que Reino Unido quiere salir son la crisis migratoria, la intención de modificar sus relaciones comerciales con países ajenos a la UE y la brecha entre las aportaciones al presupuesto del organismo y el gasto ejercido.

Esta vez la probabilidad de salida ha cobrado fuerza y se mantiene como uno de los intentos más serios de separación en la historia del bloque.

Expertos consideran que si el brexit se materializa, otros países miembros seguirían el mismo camino y eso representaría la probabilidad de desintegración del bloque.

Ojo al consumo

Expertos de Banorte-Ixe señalaron que para el Banco Central de Inglaterra los hogares pueden retrasar el consumo y las empresas la inversión, lo que disminuirá la demanda por trabajo, y causar con ello un incremento en la tasa de desempleo, al tiempo que se esperaría que la libra esterlina se depreciará aún más.

En ese contexto, Banco Base indicó que esta semana los inversionistas mantendrán su atención en el referendo y en las encuestas previas, por lo que se anticipa un regreso de la volatilidad y las pérdidas para el peso, que pueden colocar al tipo de cambio por arriba de los 19 pesos por dólar.

Adicionalmente, agregó, martes y miércoles los mercados también estarán al tanto de Janet Yellen, presidenta de la Reserva Federal de Estados Unidos, que se presentará ante el Senado y la Cámara de Representantes para dar a conocer su reporte semestral y responder a preguntas de los legisladores.

Con información de: Alejandro Ángeles.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.