• Regístrate
Estás leyendo: El dólar caro presiona a restaurantes
Comparte esta noticia

El dólar caro presiona a restaurantes

La Canirac prevé caída de las ventas en 2016 y reporta aumento en los costos de producción, principalmente por los insumos importados.

Publicidad
Publicidad

El sector restaurantero se sumó a la lista de víctimas por el incremento del dólar, al grado que este año ocasionará un descenso en sus ventas.

Hugo Vela, presidente de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y Alimentos Condimentados (Canirac), informó en entrevista que han empezado a registrar una desaceleración en sus ventas a causa del alza de esta moneda, por lo que prevén que este escenario negativo se prolongue y genere una caída para todo 2016.

El directivo explicó que han percibido cómo el dólar ha aumentado los gastos de las personas en general y por consecuencia se tiene menos dinero para aspectos como comidas fuera de la casa.

En tiempos de dificultad económica las familias empiezan por recortar los gastos en restaurantes y entretenimiento para enfocarse en cuestiones esenciales como alimentación o servicios de la casa, afirmó el presidente de la Canirac.

“A principios de año pensábamos que el sector podía crecer por lo menos 2.5 por ciento, pero el aumento de la moneda estadunidense nos ha pegado y tendremos una reducción en nuestras ventas”, señaló.

Derivado de la elevada volatilidad en los mercados financieros, la moneda estadunidense se ha apreciado, con lo cual pasó de los 14 pesos hace dos años a ubicarse en más de 18 pesos en 2016.

Menores ingresos

Uno de los ejemplos sobre la difícil situación que pasan la industria, es Corporación Mexicana de Restaurantes (CMR), que maneja las marcas Wings, Chilis y The Capital Grille, y quien ya suma diversos trimestres con pérdidas económicas, como el primero de 2016, con menos 22 millones de pesos, y en el mismo periodo de 2015 la baja fue de 10 millones 450 mil pesos.

La compañía indicó en su reporte trimestral que los riesgos a los que se han enfrentado en los últimos meses son la gran volatilidad en el tipo de cambio y que un porcentaje de sus compras de insumos es a proveedores extranjeros, donde se cotiza en la moneda estadunidense.

“Al cierre del primer trimestre del año tuvimos variaciones en el tipo de cambio que podrían traducirse en un incremento de los costos de los insumos de importación utilizados lo que implicó un aumento en la demanda de capital de trabajo aunado al aumento en el resultado integral de financiamiento derivado de la obtención de nuevos créditos bancarios”, señaló en su reporte trimestral enviado a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV).

El presidente de la Canirac, Hugo Vela, informó que este año han detectado una gran cantidad de productos, especialmente los importados, que han incrementado sus precios a tasas muy superiores a la inflación a causa del dólar, como el pollo, las carnes, peces, vinos y licores.

“Tenemos un panorama que no tiene la certeza que ha mostrado en años anteriores, con el tipo de cambio sentimos que el consumidor está presionando y modera su consumo en restaurantes”, añadió el directivo.

Por su parte, Alberto Torrado, presidente del consejo de administración de Alsea, afirmó que el escenario de la moneda estadunidense les ha afectado y ha generado afectaciones. “Ojalá baje, porque nos está dando duro”.

En su reporte del primer trimestre de 2016, la compañía indicó que sus utilidades netas disminuyeron 81.9 por ciento para ubicarse en una cifra de 55 millones de pesos.

En el mismo periodo del año pasado, Alsea señaló que sus ganancias se habían ubicado en más de 305 millones de pesos, aunque en ese momento se vio favorecida por el encarecimiento del peso frente al dólar, lo que abarató una operación que tenía pendiente con el español Grupo Zena.

Sin embargo, para el arranque de 2016, “la utilidad neta se vio afectada por el incremento de 54 millones de pesos en la pérdida cambiaria por la devaluación del peso mexicano en comparación con el dólar”, indicó la operadora de restaurantes como Domino’s Pizza, Burger King, Italianni’s y Starbucks.

Otro de los aspectos que afectaron a la compañía en su resultado frente al de 2015 fue el efecto de la revalorización del pasivo relacionado con las opciones de compra y venta del restante 28 por ciento de Grupo Zena como consecuencia de la variación en el tipo de cambio del peso mexicano frente al euro.

Alsea señaló que la mayor cotización de la moneda estadunidense y la europea también les generó afectación en el resultado integral de financiamiento, ya que creció hasta los 377 millones de pesos, cuando en el primer trimestre de 2015 solamente se encontraba en 8 millones de pesos.

Tendencia negativa

El presidente de Canirac recapituló que durante 2014 se tuvo un momento difícil por la reforma fiscal, sin embargo, el año pasado se estabilizó, por lo que esperaban que 2016 fuera mejor, previsión que se cayó ante la elevada alza del dólar.

El directivo mencionó que para tratar de disminuir las afectaciones las empresas del sector pueden buscar eficiencias en sus operaciones y comprar más productos nacionales y así estar menos sujetos al tipo de cambio.

Por lo pronto, la Canirac informó que en el primer trimestre de este año sus ventas disminuyeron 2 por ciento a causa del incremento en el dólar.

Estado de México, Ciudad de México, Jalisco, Veracruz y Puebla concentran 40.7 por ciento del número de establecimientos dedicados al servicio de preparación de alimentos y bebidas en el país.

***

Política gastronómica, impulso al turismo

Desde el anuncio de nombrar patrimonio inmaterial de la humanidad a la comida mexicana por parte de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) se cocinó una política gubernamental federal que le diera un realce con base en estrategias y programadas bien definidos, cuestión que se cristalizó el año pasado.

La Política de Fomento a la Gastronomía Nacional tiene como principal objetivo desarrollar la oferta de los diversos destinos para promover la riqueza cultural y generar desarrollo económico local a través de sus platillos tradicionales.

Asimismo, se plantea promover la gastronomía mexicana como un atractivo turístico y cultural a escala tanto nacional como internacional.

El Gobierno Federal señaló que para cumplir estos objetivos se tiene que trabajar en fortalecer la cadena de valor productiva en las cocinas tradicionales del país, con énfasis en recursos, productos, platillos y regiones gastronómicas emblemáticas.

Indicó que se tendrá que realizar una coordinación entre las dependencias involucradas para que sus acciones estén alineadas y se tenga una mayor fuerza de trabajo.

“Se adoptarán buenas prácticas económicas para incentivar la competitividad de los productos y servicios, así como para fomentar el aprovechamiento sustentable de los recursos naturales y energéticos”, señaló.

Trabajo integral

Las acciones derivadas de esta política consideran la participación coordinada de aproximadamente 20 dependencias del gobierno de la República.

De parte de la Secretaría de Turismo, en especifico del Consejo de Promoción Turística de México (CPTM), se creó la marca Ven a comer para dar a conocer todos los platillos típicos del país y darles un mayor fomento.

El CPTM señaló que esta marca ya ha sido presentada en ferias hechas en Londres y París y seguirá difundiéndose en todos los eventos internacionales especializadas en las que participe el país.

Uno de los eventos donde tendrá un gran realce será en el encuentro 50 Best Restaurants Latin America, que se realizará en la Ciudad de México el 23 de septiembre.

La dependencia indicó que se dará este fomento a través de la marca Ven a comer porque la industria gastronómica toca transversalmente a muchas ramas del sector económico del país, desde el proceso orgánico en los campos hasta los restaurantes y bares.

El financiamiento será otra parte primordial de la estrategia, ya que se buscarán diferentes instrumentos de crédito adecuados a las demandas de todos los actores involucrados.

La estrategia resulta clave en momentos en que la industria restaurantera del país sufre una baja en ventas.


Problema

Tanto CMR como Alsea reportaron afectaciones financieras por la depreciación del peso frente al dólar.

Opción

La Canirac ha recomendado a sus agremiados la compra de insumos nacionales para reducir el impacto cambiario.

Trabajo

El Consejo de Promoción Turística de México creó la marca Ven a comer para dar a conocer la gastronomía del país.

Números a la carta

97%

de los establecimientos dedicados a la preparación de alimentos son pymes.

26.4%

del personal ocupado en esta industria trabaja en alimentos a la carta.

57.5%

de los trabajadores de la industria restaurantera son mujeres.

3.1

restaurantes hay en nuestro país por cada empresa de servicios de salud.

9.8

es la proporción de restaurantes por cada unidad de servicios educativos.

4.5%

fue la tasa de crecimiento promedio anual de establecimientos de 1999 a 2014.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.