Sin leyes secundarias reformas son cambios cosméticos

Para el presidente de la Coparmex, Juan Pablo Castañón el reto de 2014 son las leyes secundarias de las reformas estructurales aprobadas este año, de lo contrario serán modificaciones cosméticas.
Juan Pablo Castañón, presidente de la Coparmex.
Juan Pablo Castañón, presidente de la Coparmex. (Héctor Téllez)

Ciudad de México

A pesar de que en 2013 el Congreso de la Unión llevó a cabo transformaciones históricas a través de las llamadas reformas estructurales, el reto para el 2014 será consolidar estos cambios con la instrumentación de las leyes secundarias para una transformación del país lo más rápido posible, señaló la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex).

“Con el mismo ímpetu con que se votaron y discutieron las reformas constitucionales deben aprobarse las leyes secundarias que se necesitan para operar, y transformar la realidad”, afirmó el presidente del organismo Juan Pablo Castañón.

Las reformas aprobadas este año fueron la de telecomunicaciones, de competencia económica, educativa, la política y la energética.

“La peor conclusión que podríamos tener para este productivo año legislativo, es que los grandes cambios que se dieron no sean implementados adecuadamente y que por ello, se queden simplemente en modificaciones cosméticas de la realidad”, opinó.