El consumo de leche se estancó en México

El riesgo es que al final del sexenio se pierda 40% de las 250 mil unidades productoras, denuncia asociación de ganaderos.
La ingesta del lácteo está por debajo de lo recomendado por la FAO.
La ingesta del lácteo está por debajo de lo recomendado por la FAO. (Jesús Quintanar)

México

En el último lustro el consumo de leche en México se ha mantenido en 120 litros por persona al año, cifra que lo coloca lejos de los países considerados grandes consumidores según datos de la Asociación Nacional de Ganaderos Lecheros (Anglac).

Durante la última década el consumo humano mundial creció a una tasa media de 1.6 por ciento anual, pero con variaciones importantes en el consumo por habitante, que alcanzó un promedio de 104 litros; sin embargo, en los países desarrollados el promedio de consumo per cápita es de 200 litros anuales.

Dentro de los países con alto consumo destacan Suecia, con una ingesta por habitante de alrededor de 355 litros al año; Holanda, 329 litros; Estados Unidos 254; Nueva Zelanda, 210, y Rusia que llega a los mil 723; naciones con una tendencia creciente de consumo.

En contraste, en algunos países en desarrollo el consumo de leche ha aumentado más que el crecimiento de la población, pero en México el escaso crecimiento del consumo que se registró en la última década se ha debido al incremento poblacional, colocándose muy por debajo de la recomendación de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), que es de 188 litros anuales por persona.

Este consumo en México se encuentra lejos de naciones como Argentina que es el mayor consumidor del lácteo en Latinoamérica, con 213 litros por persona al año, y por debajo de Brasil que consume 128 litros.

De acuerdo con Víctor Gabito, quien fue el primer presidente del Consejo Nacional Agropecuario (CNA), de manera directa o transformada en productos lácteos, en promedio, cada mexicano consume 340 mililitros de leche al día, una porción pequeña en relación a otros países.

En el Iibro La autosuficiencia lechera en México, el ex presidente del CNA señala que se visualiza un crecimiento del consumo de este líquido a escala mundial y en México, pero éste será impulsado solo por el crecimiento de la población; es decir, será un aumento inercial del consumo.

Por su parte, Vicente Gómez Cobo, presidente de Anglac, dijo que se tiene que trabajar de manera conjunta entre el sector privado y el gubernamental para incentivar el crecimiento de la industria, pues se estima que la producción de leche llegará a crecer 8 por ciento como están las condiciones en el próximo lustro, lo cual no impulsaría un aumento importante del consumo.

Gómez Cobo puso en relieve que de no generar las condiciones adecuadas y corregirse las ineficiencias con las que opera la industria, al final de este sexenio, se perderán alrededor de 40 por ciento de las 250 mil unidades productoras existentes.

El presidente de Anglac, indicó que la pérdida de estas unidades productoras significará la caída de más de 300 mil ocupaciones laborales en el sector a escala nacional.

Eduardo Fresco León, secretario general de la Federación Panamericana de Lechería, indicó que México, y en general Latinoamérica, tienen grandes condiciones que les permiten pensar en un incremento en la producción del producto lácteo.