Pagará SCT 20 mdp a consorcio chino

China Railway Construction presentó la solicitud de los gastos no recuperables por la revocación del fallo en la licitación del Tren México-Querétaro.
Piden hasta seis meses para presentar proyectos para el nuevo tren.
Piden hasta seis meses para presentar proyectos para el nuevo tren. (Javier García/Archivo)

Ciudad de México

La Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) confirmó que el consorcio China Railway Construction ya presentó la solicitud de los gastos no recuperables por la revocación del fallo en la licitación del Tren México-Querétaro.

La subsecretaria de Transporte de la SCT, Yuriria Mascott Pérez, comentó que la petición está siendo analizada por la Unidad de Asuntos Jurídicos de la dependencia y en breve se notificará la cantidad exacta que procederá por los gastos no recuperables.

"Lo que procede son casi 20 millones (de pesos), y como pidieron que la información quedara como confidencial y estamos en proceso deliberativo, no me atrevo a decir una cantidad que por ley estoy impedida a decirla", dijo.

En entrevista posterior al inicio de los trabajos del 50 aniversario de Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA), la funcionaria precisó que en breve se dará a conocer la cifra que solicitó el consorcio.

Cabe recordar que el 3 de noviembre pasado, tras la revocación de la concesión a la licitación del Tren de Alta Velocidad México-Querétaro, la dependencia mencionó que podría reembolsar al consorcio liderado por China Railway Construction Corporation.

En éste, también se encuentran China Railway Construction Corporation International y CSR Corporation Limited, asociadas con cuatro empresas mexicanas: Constructora y Edificadora GIA, Prodemex, GHP Infraestructura Mexicana y Constructora TEYA.

El consorcio fue el único que presentó la propuesta técnica y económica para dicho proyecto en octubre pasado, con una oferta de 58 mil 951 millones de pesos.

El Tren México-Querétaro sería el primero de alta velocidad en el continente americano, con una velocidad de 300 kilómetros por hora para que su recorrido fuera en 58 minutos, una capacidad por tren de 426 pasajeros en ocho vagones, contaría con Internet y asientos ergonómicos, entre otros.

La demanda a atender fue estimada en 27 mil pasajeros diarios durante su primer año de operaciones, se crearán 60 mil empleos, dejarán de circular 18 mil vehículos en la autopista, con lo que se evitará su saturación prevista para el 2017, además de disminuir la tasa de accidentes, pues se salvarán más de 100 vidas cada año.