• Regístrate
Estás leyendo: BP inicia "fracking" estilo estadunidense en Omán
Comparte esta noticia
Sábado , 23.06.2018 / 05:27 Hoy

BP inicia "fracking" estilo estadunidense en Omán

El campo de Khazzan es un proyecto de 16 mil mdd y tiene reservas de gas a 5 kilómetros de profundidad.

Publicidad
Publicidad

Andrew Ward

BP comenzó la producción en un proyecto de gas de 16 mil millones de dólares (mdd) en Omán que implica el mayor uso de la tecnología de fracking de estilo estadunidense que se ha visto en Medio Oriente a la fecha.

El campo de Khazzan, en la zona central de Omán, se caracteriza por una roca “hermética”, que requiere de perforación horizontal y fracturación hidráulica para liberar el gas atrapado en profundidades hasta de 5 kilómetros debajo de la superficie.

BP dijo que empleó técnicas que se desarrollaron en Estados Unidos para abrir el campo, lo que demuestra cómo la revolución de petróleo y gas “no convencional” liderada por los estadunidenses se extiende lentamente a recursos difíciles de alcanzar en otras partes del mundo. “La roca es antigua, profunda y muy dura y el gas se mueve a través de ella solo de mala gana”, dijo una persona familiarizada con el proyecto, que se espera que satisfaga alrededor de un tercio de la demanda nacional del sultanato.

Hasta el momento el fracking no se utiliza de manera generalizada en Medio Oriente, debido a que la región tiene y le quedan muchos suministros de gas y petróleo convencional, pero la nueva tecnología de perforación y sísmica de la que fue pionero EU hizo que Khazzan fuera comercialmente viable.

El lunes, al anunciar el inicio de producción para la primera fase del proyecto antes de lo programado y por debajo de su presupuesto, Bob Dudley, director ejecutivo de BP, dijo que Khazzan” tiene el potencial para producir gas para Omán durante las próximas décadas”.

Khazzan es el más grande de seis nuevos yacimientos de gas y petróleo que pone a trabajar BP desde 2016 como parte de los esfuerzos incrementales para recargar su base de producción después de años de recortes desde el derrame de petróleo del Deepwater Horizon en 2010.

Con la mayor parte del costo de 62 mil mdd para la limpieza y las compensaciones por el desastre del Golfo de México que quedó atrás, BP comenzó a enfocarse en el crecimiento con una serie de adquisiciones, inicios de proyectos y nuevas inversiones.

El grupo busca entregar 800 mil barriles al día de nueva producción para 2020, el equivalente a un tercio de la producción actual de alrededor de 2.4 millones de barriles al día.

Gran parte de esto será en forma de gas, lo que refleja los esfuerzos que hace BP para reducir su dependencia en el petróleo a medida que el mundo cambia gradualmente hacia formas de energía más limpias.

De los 16 nuevos proyectos de BP que deben empezar su producción entre este año y 2021, 12 involucran gas en lugar de petróleo. Otros grandes grupos de gas y petróleo hacen un cambio similar anticipando que la demanda del gas mantendrá su crecimiento, incluso después de que el petróleo entre en una caída, debido al potencial que tiene para reemplazar al carbón como una fuente para la producción de electricidad con menores emisiones de carbono.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.