¿Qué significaría una segunda bolsa de valores en México?

Mayor liquidez, más cuentas de inversión y oportunidades de inclusión financiera, serían algunos benficios, según el director de Administración del Grupo Bursátil Mexicano, Patricio de la Vega.
La Bolsa Mexicana de Valores.
La Bolsa Mexicana de Valores. (Jorge González)

Ciudad de México

El director de Administración del Grupo Bursátil Mexicano, Patricio de la Vega Flores, sostuvo que el beneficio de tener dos bolsas de valores en México sería mayor liquidez, más cuentas de inversión y oportunidades de inclusión financiera.

Lo anterior, dijo, debido a que actualmente es “ridículo” el monto de inversión en la materia, por lo que es una oportunidad importante.

“Hemos hecho un esfuerzo importante en el gremio para esa inclusión financiera que logre traer más inversionistas, una mejor masa crítica de inversionistas. Una segunda bolsa, insisto, cuando esté operativa, pueda tener una masa más grande de inversionistas, mayor cantidad de empresas enlistadas, mayor liquidez en el mercado y eso es lo que quisiéramos ver”, señaló.

Por su parte, el director general adjunto de Grupo Bolsa Mexicana de Valores, Roberto González Barrera, adelantó que a partir del próximo 3 de julio contarán con un sistema que les permitirá operar más de una bolsa en el país.

“Hicimos modificaciones al respecto, en la parte central estamos por liberar el nuevo sistema, ya que el actual solo soporta a la BMV y el nuevo ya contempla la posibilidad de más bolsas; sí hicimos modificaciones al respecto”, dijo durante su participación en la mesa titulada Disrupción en la Infraestructura del Mercado de Valores en México, del Business Forum Mexico 2017.

Sobre la posibilidad de que opere un segundo mercado bursátil en México, dijo que se encuentran listos con la infraestructura en caso de darse ese panorama, aunque aclaró que el proyecto para la creación de una nueva bolsa aún está sin autorización.

Los especialistas expusieron en el encuentro que existen oportunidades y retos en el mercado de valores, y uno de los principales es caminar a la digitalización, ya que existe un retraso en automatización en los países de América Latina.

Además, consideraron que es necesario trabajar en temas de seguridad, accesibilidad y servicio, que son esenciales para mejorar los procesos internos y promoverlos a fin de mejorar el mercado de valores.

“La oportunidad que tenemos es de empatar el marco regulatorio a un modelo de negocio más eficiente, menos regulado, más transaccionalmente oportuno para competir con los mercados más desarrollados y promover la digitalización que logren convertirse en una institución eficiente y competitiva de cara a los grandes jugadores”, dijo Patricio de la Vega.


CPR