• Regístrate
Estás leyendo: La basura no se crea ni se destruye… se transforma en sillas y mesas
Comparte esta noticia
Sábado , 26.05.2018 / 20:23 Hoy

La basura no se crea ni se destruye… se transforma en sillas y mesas

BasuraCero crea y vende artículos tan comunes como sillas, mesas, macetas, entre otros, hechos 100 por ciento de desperdicios.


Publicidad
Publicidad

Carlos Paz

¿Me creerías si te digo que es muy probable que alguna vez te hayas sentado y comido en bancas y mesas que están hechas 100 por ciento de basura?, y no hablo de que estén sucias, sino del material con el que fueron fabricadas.

Según el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), la Ciudad de México es la entidad que más genera basura en el país: 17 mil 43 toneladas al día. Con esta cantidad casi se podría llenar de basura el Estadio Azteca todos los días.

¿Qué hacer con todos esos desechos y de qué forma se puede ayudar a mejorar el medio ambiente y hacer conciencia sobre el tema? Esta pregunta fue la que se hicieron Bernardo Greenham y Viken Siranosian, fundadores de BasuraCero, empresa mexicana que se dedica a captación de residuos mediante una estrategia que ellos mismos llaman "regenerativa 360°".

BasuraCero recolecta basura para hacer productos con materiales 100 por ciento reciclados y, lo mejor, es que éstos se pueden volver a reciclar.

¿Cómo funciona?

La empresa cuenta con centros de acopio (Ciprés 377, Atlampa, y Jalapa 234, Roma Norte, ambos en la Ciudad de México) donde reciben desde papel, botellas de pet, tubos de pasta de dientes hasta residuos industriales es decir, la merma de las fábricas.

La basura es procesada y la convierten en diferentes productos como artículos de oficina y escuela (cuadernos, agendas, portapapeles, reglas); bancas, mesas, sillas, maceta, cubetas, lavaderos, tarimas, entre otros.

Los productos los venden en sus centros de acopio, en su tienda en línea y en algunas tiendas departamentales.

Buscan ampliar la recolección

El proyecto, que lleva ocho años, busca librar a la ciudad de uno de los más grandes males que la azota: el exceso de basura que existe.

"Al modificar nuestro hábitos de consumo, podemos generar un impacto positivo en nuestra vida y en el planeta a partir de pequeños cambios", señaló Greenham a MILENIO.

Al hacer productos reciclables, se vuelve un círculo donde no se contamina y se utilizan todos los residuos una y otra vez.

Bernardo Greenham comentó que tienen "planeado abrir 10 centros de acopio más en este 2016, para ampliar la captación de basura a nivel nacional".

Así que si no sabes dónde tirar todos esos restos de desperdicio que ni los del camión se quieren llevar, BasuraCero es una alternativa que deberías probar.

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.