• Regístrate
Estás leyendo: El Banco Mundial crea un fondo para combatir las pandemias
Comparte esta noticia
Martes , 17.07.2018 / 18:43 Hoy

El Banco Mundial crea un fondo para combatir las pandemias

Tras la crisis sanitaria del ébola, los esfuerzos internacionales buscan mitigar los costos humanos y financieros.

Publicidad
Publicidad

Shawn Donnan

Los brotes de enfermedades como el ébola activarán el acceso a un fondo de 500 millones de dólares (mdd) para combatir la infección después de que el Banco Mundial puso en marcha el primer mercado de seguro para riesgo de pandemias.

El objetivo del Mecanismo de Financiamiento de Emergencia para Casos de Pandemia (MFEP), que se dio a conocer en la reunión en de los ministros de finanzas del Grupo de los Siete en Japón, es hacer que los fondos estén disponibles inmediatamente para detener la propagación de enfermedades infecciosas en específico, con lo que se salvan vidas y se ahorra dinero a largo plazo.

“No podemos cambiar la velocidad de un huracán o la magnitud de un terremoto, pero podemos cambiar la trayectoria de un brote”, dijo Jim Yong Kim, el epidemiólogo que ahora dirige el Banco Mundial. “Con que se envíe suficiente dinero al lugar adecuado en el momento correcto, podemos salvar vidas y proteger economías”.

El brote de ébola en África occidental en 2014 dejó a la comunidad internacional apresurada para encontrar una respuesta. Aunque su eventual contención se considera un logro de salud pública mundial, tuvo un alto costo. El virus infectó a 28,000 personas y mató a 11,000, la mayoría en Guinea, Liberia y Sierra Leona. Los donantes internacionales, de acuerdo con el Banco Mundial, gastaron 7,000 mdd en la lucha contra la enfermedad.

Los primeros 100 mdd se desplegaron en octubre de 2014, para ese momento ya habían muerto más de 5,000 personas.

Sostiene que, si hubiera existido el fondo de seguro, los primeros 100 mdd habrían llegado tres meses antes, momento en el que habían muerto 500 personas y el brote se habría contenido más fácilmente. En ese escenario, el costo total de la respuesta al brote quizá estaría entre 200 mdd y 300 mdd, o casi 4% de lo que se gastó realmente, calcula Keith Hansen, vicepresidente del Banco Mundial.

El MFEP tiene una complicada estructura financiera y requirió de 18 meses para su elaboración. Los donantes como Japón, que comprometieron 50 mdd, financiarán las primas de seguro para los países más pobres del Banco Mundial. Cerca de la mitad de la cobertura de 500 mdd se recaudará en el mercado de reaseguros.

El MFEP también utilizará los bonos que emitió el Banco Mundial para catástrofes de pandemia conocidos como “CAT”. Estos bonos pagan un cupón (pago de interés para un periodo) más alto, pero los inversores pierden parte del ingreso o de capital si ocurre la catástrofe en cuestión.

Kim dijo que la MFEP también incluirá una ventanilla de efectivo de casi 100 mdd para hacer frente a enfermedades que no se incluyan en la lista inicial, como el virus de Zika, la enfermedad que se transmite por mosquitos que provoca defectos de nacimiento y que ahora se propaga en el sur, centro y norte de América.

De acuerdo con el Banco Mundial, la media de las pérdidas anuales de los desastres en todo el mundo se elevaron 10 veces desde principios de la década de 1980 para llegar a 140,000l mdd en la última década. Los expertos también esperan un enorme aumento en el número de eventos de este tipo y de su impacto debido al cambio climático y al crecimiento de la población en áreas vulnerables. Sin embargo, normalmente se requiere un evento como el brote de ébola de 2014 para desatar una acción significativa.

Amanda Glassman, directora de de política global de salud del Centro para el Desarrollo Global en Washington, dijo que el nuevo mecanismo de seguro del Banco Mundial taparía un importante agujero, ya que la Organización Mundial de la Salud sufrió durante años para recaudar fondos de contingencia para responder a las pandemias.

Pero también dijo que, debido a que va a estar junto a las instalaciones para responder al cambio climático y otros problemas, se corre el riesgo de que el Banco Mundial pueda crear una serie de burocracias paralelas para responder a los desastres. “Uno se pregunta por qué tiene que haber este tipo de cobertura para cada conmoción individual”, dijo.

El seguro que ofrece solo estará disponible para los países clientes más pobres del Banco Mundial, los que son elegibles para pedir préstamos a la Asociación Internacional de Fomento (AIF). Eso significa que países como la India, que se ya superó la necesidad de utilizar AIF en 2014, no será elegibles para sus fondos en el caso de un brote.


Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.