Vergara buscó venganza porque yo quería el divorcio, dice Fuentes en demanda

De acuerdo con la demanda interpuesta en EU por Angélica Fuentes en contra de su esposo Jorge Vergara, el pleito por Omnilife surgió luego de que él descubrió que ella solicitaría el divorcio.
Angélica Fuentes y Jorge Vergara afuera del estadio Omnilife
Angélica Fuentes y Jorge Vergara afuera del estadio Omnilife (Mexsport)

Ciudad de México

Amenazas, intimidación, coerción y malversación de fondos por parte de Jorge Vergara son algunas de las acusaciones que la empresaria Angélica Fuentes detalló en la demanda contra su esposo interpuesta en Texas.

Intenciones de divorcio por parte de Fuentes desató pleito legal

Esta demanda se suma a otras acusaciones que han intercambiado Fuentes y Vergara desde que se dio la ruptura entre la pareja, la cual, de acuerdo con el documento, surgió a raíz de la intención de Fuentes de divorciarse en marzo de 2015.

Presuntamente, al enterarse de las intenciones de su esposa y para evitar que ella intentara monetizar sus acciones en grupo Omnilife, Jorge Vergara ideó un plan para obtener “indebidamente” el 49 por ciento de las acciones propiedad de su esposa, incluyendo Omnilife USA.

Para ejecutar su plan, Vergara primero tenía que sacar a Fuentes de todas las unidades de negocio de Grupo Omnilife y así poder ejercer un control completo sobre las empresas.

La demanda detalla que el 3 de abril de 2015 Vergara convocó a una Asamblea de Accionistas, a sabiendas de que Fuentes estaba de vacaciones con sus dos hijas. La intención de la reunión, de acuerdo con la empresaria, fue privarla de sus derechos y facultades como CEO de Grupo Omnilife y como accionista del grupo.

Lo anterior “aún cuando los estatutos de Grupo Omnilife requieren el consentimiento del 100 por ciento de los accionistas para designar o revocar al consejero delegado del Grupo Omnilife y sus filiales, así como para designar o revocar a los miembros de la Junta Directiva, funcionarios, empleados y agentes del grupo Omnilife y sus filiales, y establecer sus respectivos deberes, obligaciones y remuneración”.

Extorsión, intimidación y coerción

De acuerdo con la demanda presentada ante la Corte Federal del Distrito Oeste de Texas, en posesión de MILENIO, Fuentes acusa a Vergara de haber violado  la Ley Federal contra la Extorsión Criminal y Organizaciones Corruptas (conocida como RICO, Racketeer Influenced and Corrupt Organizations Act en los Estados Unidos, por sus siglas en inglés), una ley diseñada para combatir el crimen organizado en los Estados Unidos.

En la demanda Fuentes asegura que Vergara tomó el control, y opera, Grupo Omnilife y Grupo Omnilife USA, “a través de la extorsión, intimidación y coerción, incluyendo fraude por correo y otras prácticas corruptas”.

La demanda explica que Vergara, junto con sus abogados, ha probado que no se detendrá ante nada para obtener la totalidad de los recursos compartidos, hasta hoy, con Fuentes y que “en el curso de su venganza personal contra Fuentes, ha perjudicado a Grupo Omnilife, Omnilife USA y las demás filiales, enviándolas al caos sin ningún motivo relacionado con la empresa”.

Amenazas

De acuerdo con el documento, Fuentes recibió, por instrucciones de Vergara, distintas llamadas telefónicas y comunicaciones escritas para notificarle determinaciones en su contra y tratar de coaccionarla.

A principios de abril de 2015, Fuentes recibió llamadas telefónicas de los representantes Vergara, para informarle que su equipo de seguridad le había sido retirado y que no se le permitiría la entrada o estar cerca de las instalaciones del grupo empresarial ni en México ni en Estados Unidos.

También fue notificada de que ya no contaría con el vehículo blindado que estaba a su disposición como directora de Grupo Omnilife.

El 8 de abril de 2015, Ismael Reyes Retana Tello, abogado de Fuentes, recibió un mensaje de texto del abogado de Vergara solicitando a Reyes una reunión  para discutir una posible solución al conflicto.

“En esa reunión", dice la demanda, "Vergara amenazó con que si Fuentes se negaba a ceder sus acciones en grupo Omnilife, Vergara destruiría su carrera, reputación e imagen pública e incluso amenazó con alejar a sus hijas de ella”.

Vergara también advirtió a Reyes que había organizado una protesta en contra de Fuentes para demostrar su intención y capacidad de destruirla.

Según la demanda, Vergara habría solicitado a Reyes transmitir este mensaje a Fuentes. Un día después, el 9 de abril, Reyes comunicó telefónicamente la amenaza de Vergara a Fuentes, quien se encontraba en los Estados Unidos.

El 9 de julio de 2015, Fuentes y Vergara se reunieron en El Paso, Texas. En dicha reunión, presuntamente Vergara amenazó a Fuentes con que si no renunciaba a sus acciones, “él podría ponerla en la cárcel, destruir su reputación, e incluso quitarle a sus hijas”.

En agosto de 2015, el abogado Coello Trejo, trabajando conjuntamente con Vergara, envió una carta a Fuentes a su casa de El Paso para notificarle sobre la revocación de su autoridad sobre dos cuentas en banco, incluyendo una cuenta en JPMorgan Chase Bank.

Como resultado de todas estas acciones, detalla la defensa de la empresaria, Fuentes ha sufrido daños que incluyen pérdida de ingresos y dividendos, así como la disminución en el valor de la empresa.

La empresaria está solicitando una indemnización, así como el pago de los honorarios de sus abogados y gastos judiciales.

La empresaria también solicita poder acceder a los libros y registro de Omnilife USA, pues asegura que Vergara ha utilizado su control ilegal dentro de grupo para malversar fondos corporativos en beneficio personal y para interrumpir las líneas de productos valiosos “basado únicamente en su venganza personal”.

“Este mal uso de fondos corporativos ha lesionado irreparablemente Omnilife USA y sigue representando una amenaza de daño irreparable”, asegura.

 Fuente también solicitó nombrar a un síndico que estaría a cargo de vigilar la administración y cuidar los intereses de ambos empresarios en Omnilife USA.

Campaña mediática de desprestigio

La defensa de la empresaria, a cargo del despacho Jones Day, acusa a Vergara y sus abogados de falsear información para desacreditarla.

Fuentes asegura que Vergara, junto con los abogados Javier Coello Trejo y Virgilio Rincón, iniciaron desde el 1 de abril de 2015 una campaña mediática en su contra, la cual “continúa hasta el día de hoy”.

“En numerosas entrevistas de radio y televisión, los abogados de Vergara, han acusado a Fuentes de orquestar un plan para robar más de 400 millones de dólares del Grupo Omnilife y transferir el dinero a cuentas bancarias suizas”, refiere el documento.

“Vergara y Coello Trejo reiteradamente han caracterizado a Fuentes como una criminal en las transmisiones de radio y televisión. Recientemente, en entrevistas con Fox News Latino y ESPN Deportes, Vergara y Coello Trejo han acusado a Fuentes de intentar envenenar a Vergara.  Estas afirmaciones son falsas y difamatorias; las declaraciones hieren la reputación empresarial de Fuentes y la acusan falsamente de actos delictivos, de deshonestidad y fraude”, continúa la denuncia.

Por estas acusaciones, Fuentes solicitó una indemnización por daños y perjuicios, ya que “ha sufrido daños, incluyendo pérdidas financieras, daño de reputación y angustia emocional”.