• Regístrate
Estás leyendo: Amazon aumenta su apuesta por las librerías físicas en EU
Comparte esta noticia
Jueves , 21.06.2018 / 04:21 Hoy

Amazon aumenta su apuesta por las librerías físicas en EU

La firma da un giro en su implacable enfoque de comercio electrónico con el que puso en jaque a la industria editorial.

Publicidad
Publicidad

Leslie Hook

Amazon amplía su presencia en el segmento de tiendas físicas en Estados Unidos, a pesar del hecho de que muchas librerías sufren desde hace años.

La compañía de comercio electrónico con sede en Seattle, cuyo negocio en línea de venta de libros puso de cabeza a la industria editorial y a las librerías, abrió su primera tienda física en Seattle en otoño pasado. Ahora pretende construir al menos tres más.

Deborah Bass, portavoz de Amazon, dijo que la empresa tiene planes de abrir librerías en Chicago, San Diego y Portland, y la tienda de Chicago se va a inaugurar el próximo año. Invertir en tiendas físicas marca un giro para el implacable enfoque de Amazon en las ventas minoristas en línea, y puede allanar el camino para otros tipos de tiendas físicas.

Su librería en Seattle vende libros y también exhibe los dispositivos de Amazon, como los lectores electrónicos Kindle, el Fire Tv y Echo, el asistente del hogar de Amazon que cuenta con control de voz.

La fijación del precio de los libros en las tiendas se hace de manera fluida y coincide con los que están disponibles en línea, así que no hay etiquetas de precios; en su lugar, los mismos clientes los comprueban en los puestos de precios.

Si bien Amazon no explicó su estrategia de librerías, los analistas creen que el objetivo es permitir que los clientes puedan probar los dispositivos de Amazon.

El experimento de Amazon con las librerías físicas no es la única área con la que acumula conocimiento en un territorio que tradicionalmente dominan los minoristas, que a su vez tratan de alcanzar al gigante de comercio electrónico en las ventas en línea.

La compañía también aumenta cada vez más su presencia en los productos de marca propia, como en café, comida para bebé y ropa. Mientras que los minorista como Walmart, Target, Staples y Macy’s luchan por crear una estrategia exitosa que integre sus operaciones físicas y en línea. Este mes, Walmart pagó 3 mil 300 millones de dólares para comprar Jet.com, el mercado en línea.

La tienda de Amazon en Chicago se ubicará en el barrio de moda de Southport Corridor, hogar de microcervecerías y restaurantes, y cerca de Wrigley Field, donde juega el equipo de beisbol de los Cachorros de Chicago. El área no parece tener librerías independientes en lugares cercanos, una librería para niños cerró hace unos años.

Chicago tiene una serie de librerías independientes, la más famosa es Seminary Co-op, que se encuentra lejos de Southport Corridor y cerca de la Universidad de Chicago, más conocida por las visitas frecuentes del presidente Barack Obama y su esposa Michelle. Incluso esta tienda, que este año celebra su aniversario 55 y tiene una sólida base de miembros, publicó una medida para pedir apoyo para que puedan continuar dándole prioridad “a la curación meditada” sobre los best sellers.

Barnes & Noble —el único sobreviviente de los minoristas de libros nacionales en EU después de que Amazon rompió las reglas de la industria— informó caída de ventas en los últimos siete años. En su último reporte trimestral la compañía dijo que las ventas de su lector electrónico Nook cayó 20 por ciento. Recientemente optó por reemplazar a su director ejecutivo, Ronald Boire, porque no fue el “adecuado”.

3,300 mdd

pagó Walmart por la empresa Jet.com para integrarla a sus operaciones y hacer fente a Amazon

Queda prohibida la reproducción total o parcial del contenido de esta página, mismo que es propiedad de MILENIO DIARIO S.A. DE C.V.; su reproducción no autorizada constituye una infracción y un delito de conformidad con las leyes aplicables.