Necesitamos que Pemex ordene sus finanzas: Videgaray

El secretario de Hacienda, Luis Videgaray, dijo que el gobierno apoyará a Pemex al mismo tiempo que la empresa hace ajustes en sus gasto y en sus proyectos de inversión.
Pemex ha realizado varios proyectos de coinversión luego de la apertura al capital privado.
Pemex ha realizado varios proyectos de coinversión luego de la apertura al capital privado. (Cuartoscuro)

Ciudad de México

El gobierno federal apoyará a Petróleos Mexicanos (Pemex) para ordenar sus finanzas, dijo el secretario de Hacienda y Crédito Público, Luis Videgaray, luego de que anunciara un ajuste en el gasto de la petrolera por 100 mil millones de pesos para el 2016.

"El gobierno federal por supuesto que habrá de apoyar a Petróleos Mexicanos, pero es necesario que el apoyo ocurra al tiempo que se dan estos ajustes", dijo en entrevista con Joaquín López-Dóriga para Grupo Fórmula.

En conferencia de prensa, el secretario de Hacienda, Luis Videgaray, y el gobernador del Banco de México, Agustín Carstens, anunciaron un ajuste al gasto de este 2016 por 132 mil millones de pesos, que representa el 0.7 por ciento del PIB.

Videgaray afirmó que Pemex necesita hacer ajustes a su gasto para enfrentar la caída abrupta en precios del petróleo, como lo hacen petroleras del mundo.

Agregó que la empresa tiene que revisar su estructura de costos y aprovechar la reforma energética. "Tiene una gran oportunidad para que ahora sea el sector privado quien desarrolle algunas de las cosas que no son prioritarias o no son la ventaja competitiva de Pemex", dijo el funcionario.

"Pemex es una pieza muy grande de la economía nacional y por tanto del aparato público y necesitamos un Pemex que tenga en orden sus finanzas y que enfrente la realidad de lo que está ocurriendo hoy el mercado petrolero internacional", dijo.

A finales de enero durante el congreso Energy México 2016, Videgaray anunció que el gobierno planeaba inyectar capital a la empresa productiva del estado debido al desplome de los precios del crudo y anunció que se trabajaba para que Pemex se adhiera a un plan de reducción de costos, desprendimiento de activos no redituables y una mayor asociación con el sector privado; también dijo que sería revisado el régimen fiscal de la petrolera, que es una de sus cargas financieras más pesadas.