Abasto suficiente, con liberación de gasolina

Pemex ya atiende falta de combustible en 30 estaciones del Valle de México.
Arely Gómez y Pedro Joaquín Coldwell en la inauguración del taller de fiscalización.
Arely Gómez y Pedro Joaquín Coldwell en la inauguración del taller de fiscalización. (Jorge González)

México

El secretario de Energía, Pedro Joaquín Coldwell, aseguró que la liberación del mercado de gasolinas pondrá fin al problema de desabasto de la Premium que ha sufrido el país en varias ocasiones.

Explicó que se pasará de tener un único suministrador, que es Pemex, a múltiples; este es uno de los cambios que se gestarán el próximo año.

Para el encargado de la política energética de México, es injusto que Pemex tenga todo el peso del suministro de los petrolíferos y deba cargar con todos los costos.

En ese contexto, apuntó que el problema de desabasto en el Valle de México ya está siendo atendido por la petrolera.

El jueves pasado, Petróleos Mexicanos confirmó que hubo un retraso en el suministro de gasolinas en 30 estaciones del Valle de México, aunque negó que se trate de un desabasto. “Hubo retrasos en algunas gasolineras aisladas por el cierre de descargas de barcos que hubo en días pasados en Tuxpan, Veracruz”, explicó.

Joaquín Coldwell argumentó que con la liberación de precios se detonarán las inversiones para la infraestructura logística que permita darle una mayor seguridad energética al país.

Además de tener más suministradores, se construirán más terminales de almacenamiento, lo cual va a incrementar la capacidad de respuesta en materia de abasto, pues ahora el país tiene una cobertura de petrolíferos de solo cuatro días y hay regiones en la que es menor.

Señaló que en los próximos días será presentada una política de almacenamiento, misma que la Comisión Reguladora de Energía ya sometió a consulta, pues el propósito es aumentar esos cuatro días.

Respecto al eventual aumento de precios de las gasolinas, refirió que la Secretaría de Hacienda empezará a fijarlos con la fórmula que está establecida en la ley, a partir del 1 de enero.

Ya no habrá un precio único, sino por regiones, y dependerá de los costos logísticos, comentó.

CONTROLES EFECTIVOS

La secretaria de la Función Pública, Arely Gómez, indicó que es necesario que haya una fiscalización especializada en el sector energético para profundizar en técnicas y capacitación a todas las instituciones que desarrollan esas tareas. “Es fundamental conocer y comprender aquello que se audita... aplicar controles efectivos para evitar y detectar prácticas de corrupción”, dijo en la apertura del taller de fiscalización para el sector energético.

El secretario de Energía comentó que el volumen de inversiones que la apertura en el sector implica y la complejidad de las operaciones involucradas precisan de sistemas de licitación y subasta que merecen la confianza de organismos operadores y financieros globales.

Los mecanismos que involucró la reforma energética han sido un factor de certeza para los inversionistas, pues ya se tiene concretada la participación de 112 empresas, las cuales firmarán 179 contratos e implican una inversión de 70 mil millones de dólares, tanto en hidrocarburos como en electricidad.

Subrayó que el nuevo modelo económico, industrial y de transparencia fortalece los esquemas de rendición de cuentas y control interno del sector.

CLAVES

PRECIOS BAJOS, LEJANO

De existir prácticas anticompetitivas deberá intervenir la Cofece o incluso Hacienda, que a petición de las partes puede fijar precios máximos.

La previsión es que en un par de años se podrán ver precios más bajos, conforme cada empresa pueda administrar mejor su operación.

Algunos distribuidores privados admiten que la tendencia alcista de la cotización del petróleo impedirá en el corto plazo mejorar los precios.