Conciliación en alerta por caso de trabajadores de Tyson

En julio se dio a conocer la venta de la firma avícola a la compañía trasnacional Pilgrim's Pride, por lo que prevalece la incertidumbre sobre las condiciones en que se laborará.

Torreón, Coahuila

La Junta Local de Conciliación y Arbitraje de La Laguna de Durango, permanece alerta a las posibles demandas que interpongan trabajadores de la empresa Tyson de México, que cuenta con cinco mil 400 empleados.

Y es que luego que en julio se diera a conocer la venta de la firma avícola a la compañía trasnacional Pilgrim's Pride, prevalece la incertidumbre sobre las condiciones en que laborarán, al darse el traspaso definitivo de las operaciones.

La empresa que adquiere es responsable por los seis meses siguientes de todas las obligaciones que haya dejado Tyson.

"Tyson tiene que cumplir con los trabajadores", señaló Eduardo Lira Chaparro, presidente de la Junta en La Laguna de Durango.

"En el caso que una empresa adquiera a otra, como en caso de Tyson, se obliga a respetar la relación laboral y es responsable con la empresa anterior hasta por el término de seis meses”, explicó.

De manera extralegal –comentó- que se tiene conocimiento que se va a seguir con la misma operación, es decir, que no les pueden reducir el sueldo.

Hipotéticamente si la empresa decidiera no comprar Tyson aceptando las condiciones de trabajo con el personal, Tyson tendría que liquidar la relación laboral.

Pero aunque Tyson cerrara la operación mercantil de la compra venta al día de hoy, la empresa que adquiere es responsable por los seis meses siguientes de todas las obligaciones que haya dejado Tyson respecto al cumplimiento con los trabajadores, o de manera solidaria pueden aceptar esta responsabilidad mutuamente.