Penguin Random House compra Alfaguara

El grupo español Promotora de Informaciones S.A. vendió Alfaguara y otros sellos editoriales a Penguin Random House por más de 95 millones de dólares.
La venta se hizo a través de la filial Santillana Ediciones Generales
La venta se hizo a través de la filial Santillana Ediciones Generales (Especial )

Madrid

Penguin Random House, líder mundial del sector editorial, ha adquirido Ediciones Generales de Santillana, propiedad del grupo Prisa, de las que forma parte Alfaguara, por 72 millones de euros (unos 100 millones de dólares), según informaron ayer ambos grupos.

En el primer trimestre del año pasado surgió el rumor de la venta de las ediciones generales del grupo español Santillana a Random House Mondadori, perteneciente al grupo alemán Bertelsmmann; la editorial española no se encontraba en problemas económicos, pero se había convertido en uno de los activos más importantes dentro del grupo español PRISA, que en los últimos años sí había atravesado fuertes problemas financieros.

Ayer se dio a conocer de manera oficial que Penguin Random House, editorial de publicaciones generales de ámbito mundial constituida el pasado año por sus empresas matrices Bertelsmann y Pearson, había firmado varios acuerdos con Santillana, grupo editorial controlado mayoritariamente por PRISA, para comprar los sellos de publicaciones generales de Santillana Ediciones Generales, con presencia en España, Portugal, Hispanoamérica y Brasil, en una transacción de alrededor de 100 millones de dólares.

En el comunicado dado a conocer por Prisa a la Comisión Nacional de Valores de España se especificó que la operación consiste en la venta de Alfaguara y otros sellos editoriales de Santillana en los 22 países en los que tiene presencia, quedando excluida de la venta el segmento de obras editoriales dirigidas al canal escolar.

"La operación se ejecutará una vez se completen las revisiones y las autorizaciones pertinentes, pudiendo haber ajustes al alza o a la baja en el precio", se destacó en el documento.

La noticia de la posible venta de Alfaguara, fundada hace 50 años e integrada en el grupo editorial Santillana, finalmente se hizo ayer, un día antes de que se conozca el fallo del Premio Alfaguara de Novela.

La venta afecta, además de Alfaguara, a los sellos Taurus, Suma de Letras, Objetiva, Altea y Fontanar. Queda excluida de la operación la actividad que realiza Alfaguara Infantil y Juvenil, dirigida al canal escolar, que seguirá perteneciendo a Santillana.

La unión entre Penguin Random House Grupo Editorial y Ediciones Generales, que prevé publicar unos mil 500 títulos al año, sumará un importante elenco de autores, entre los que figuran premios Nobel como Alice Munro, Mario Vargas Llosa, Gabriel García Márquez, José Saramago, J. M. Coetzee, Orhan Pamuk, Doris Lessing, V. S. Naipaul y Gunter Grass, y premios Cervantes como Juan Marsé, Jorge Edwards, Guillermo Cabrera Infante y Sergio Pitol.

Entre los autores internacionales y nacionales de mayor éxito editados por ambos grupos figurarán Isabel Allende, Javier Marías, Florencia Bonelli, Jorge Luis Borges, Julio Cortázar, Joël Dicker, Umberto Eco, Albert Espinosa, Laura Esquivel e Ildefonso Falcones.

También se cuentan Ken Follett, Carlos Fuentes, Elizabeth Gilbert, John Grisham, E. L. James, Stephenie Meyer, Kate Morton, Julia Navarro, Arturo Pérez-Reverte, Paul Preston, Quino, Marcela Serrano, Hiromi Shinya y Manuel Vicent.

El anuncio de la venta fue realizado por Miguel Ángel Cayuela, consejero delegado de Santillana, y Markus Dohle, director general de Penguin Random House.

Un monstruo editorial

Hasta la formalización definitiva de la operación, Penguin Random House, y Santillana Ediciones Generales seguirán funcionando de forma independiente. Tras dicha formalización, los sellos de Santillana Ediciones Generales en los países hispanohablantes y Portugal pasarán a formar parte de Penguin Random House Grupo Editorial y Núria Cabutí Brull seguirá ocupando el cargo de directora general de la compañía con el apoyo de Armando Collazos, director Ggobal de Prisa Ediciones.

Random House España es propiedad del Grupo Pearson y los alemanes de Bertelsmann, en tanto que Santillana pertenece al grupo Prisa, que arrastra una deuda cercana a los 4 mil 300 millones de dólares. El monstruo editorial que nace poseerá 250 sellos editoriales y espera tener ingresos por más de 4 mil millones de dólares al año.

En octubre de 2012 se dio a conocer que los grupos internacionales de medios de comunicación Bertelsmann y Pearson combinarían las actividades de sus respectivas empresas editoriales Random House y Penguin Group; así, Bertelsmann poseería el 53 por ciento y Pearson el 47 por ciento restante, con el propósito de que el cierre de la transacción tuviera lugar durante el segundo semestre de 2013.

El nuevo grupo editorial incluiría todas las divisiones y sellos editoriales de Random House y Penguin en Estados Unidos, Canadá, el Reino Unido, Australia, Nueva Zelanda, la India y Sudáfrica, así como la empresa editorial de Penguin en China y las empresas editoriales en lengua castellana de Random House en España y Latinoamérica.