Gasolineros trabajan pacto de unidad

De aprobarse la Ley de Hidrocarburos, a partir del 1 de enero de 2018 los dueños de las estaciones de servicio pueden firmar nuevos contratos para operar la franquicia Pemex o contratar otra.  
De 2015 a 2016 habrá un precio máximo de la gasolina. En 2017 se liberalizará el precio.
Gasolineros consideran quedarse con la franquicia Pemex a pesar de la apertura del mercado. (Especial )

Ciudad de México

Los empresarios gasolineros que operan las 10 mil 910 estaciones de servicio distribuidas en todo el país trabajan en la elaboración de un “pacto de unidad”  que firmarán los próximos días. En este documento se establecen las condiciones que deberán seguir los actuales inversionistas de la franquicia Pemex para enfrentar la apertura del mercado de las gasolinas, a partir de la reforma energética.

El presidente de la Onexpo (Organización Nacional de Expendedores de Petróleo) que agrupa a  gasolineras de todos los estados de la República Mexicana, José ángel García dijo a MILENIO que trabajan en la elaboración de este documento junto con Petróleos Mexicanos con la finalidad de que la estaciones de servicio puedan seguir operando la franquicia Pemex en esta “transición hacia la apertura”.

Este pacto tiene  tres ejes: unidad, transformación y posicionamiento del sector, detalló el presidente de Onexpo.

Al referirse al tema de la unidad explicó que esto consiste en que el gremio se compromete a mejorar las condiciones de servicio para el usuario, “que en una estación pueda hacer recargas, pagos de servicios,  que haya restaurantes y tiendas de conveniencia –en las que el espacio lo permita- , que el cliente tenga la experiencia de un oasis de servicios”.

A la pregunta de si a partir de enero de 2017, fecha en que termina la vigencia de los contratos para operar la franquicia Pemex y vence el contrato de suministro con Pemex se quedarán con la franquicia  Pemex o bien explorarán la contratación con otra marca, García contestó que desde ahora Pemex trabaja en fortalecer esta franquicia para hacer un esquema atractivo para los franquiciatarios.

Al mismo tiempo trabajan en que este pacto de unidad exista claridad para que los dueños de las franquicias también tengan opción a invertir en infraestructura de almacenamiento y distribución de petrolíferos.

“También nos estamos asegurando que quienes quieran cambiar de franquicia tenga condiciones de seguridad”.

Respecto al tema de transformación insistió en que el gremio hará inversiones adicionales a los 200 mil millones de pesos que ya existen en el sector para mejorar las condiciones de servicio en las estaciones y capacitar a la gente que ahí labora, lo cual posicionará al sector de los gasolineros de México “a la vanguardia”.

Las nuevas reglas

De a cuerdo con la Ley de Hidrocarburos, a partir del 1 de enero de 2017, la Comisión Reguladora de Energía otorgará  “los permisos para el expendio al público de gasolinas y diesel”.

A partir de esta misma fecha,  Petróleos Mexicanos, sus empresas productivas subsidiarias o sus empresas filiales, “no podrán condicionar el suministro de gasolina y diésel a la celebración de contratos de Franquicia”.

En la ley se lee que “la vigencia de los  contratos de suministro con Petróleos Mexicanos, que sean suscritos a partir de la entrada en vigor de la presente Ley de Hidrocarburos, no podrán exceder del treinta y uno de diciembre de 2017”, lo cual implica que a partir del 1 de enero de 2018 los casi 11 mil franquiciatarios, que actualmente operan la franquicia Pemex pueden firmar contrato con otras marcas.