OHL ha dado 103 mdp al Estado de México

La cifra es resultado de los 50 centavos que la entidad permitió cobrar por cada auto que circula por las autopistas a su cargo.
Conmex es la administradora de peaje.
Conmex es la administradora de peaje. (Juan Carlos Bautista)

México

Los 50 centavos que el Estado de México autorizó cobrar por cada cruce vehicular en las autopistas a cargo de Concesionaria Mexiquense (Conmex), subsidiaria de OHL México, del 1 de enero de 2013 al 1 de enero de 2015, suman 103 millones 578 mil pesos, recursos que forman parte de un fideicomiso maestro y han sido entregados al gobierno estatal.

OHL informó que los ingresos mensuales por ese cobro suman entre 5 y 6 millones de pesos, que se depositan cada mes en una cuenta del Sistema de Autopistas, Aeropuertos, Servicios Conexos y Auxiliares del Estado de México (Saascaem), de acuerdo con información de la ficha de depósito a la que tuvo acceso MILENIO.

El cobro que autorizó el Saascaem en un primer momento fue, en marzo de 2011, de 25 centavos por cruce, a fin de atender el pago de la instalación y la operación del Sistema Independiente de Verificación de Aforo Vehicular y Nivel de Servicio (Siva), mediante un contrato que firmó esta dependencia con la empresa Infraiber.

Esa compañía fue creada en diciembre de 2010 y obtuvo en marzo de 2011 el contrato con el Saascaem para la instalación de un sistema independiente al concesionario que midiera el flujo vehicular.

Tres meses después de obtener el contrato, logró que la tarifa de 25 centavos se incrementara a 50 centavos, por lo que el 14 de diciembre de 2012 se autorizó una quinta modificación al título de concesión de Conmex, mediante la cual se reconocía que el gobierno mexiquense había autorizado el cobro de los 50 centavos por cada vehículo, para medir el aforo en las autopistas de manera independiente.

El 25 de marzo de 2013, el Saascaem autorizó que Infraiber instalara y operara los equipos de conteo y verificación de aforo vehicular, pero el 25 de abril de ese año emitió un oficio para suspender ese servicio.

Infraiber, que representa Pablo Díez, solicitó un amparo contra ese oficio, emitido el 25 de abril, y lo ganó. No obstante, de acuerdo con el convenio marco para la reinstalación del Siva, se exigía de un contrato específico, así como un plan de acción para la instalación de los equipos; al no establecerse y cumplir con dichos contratos, el Saascaem suspendió la instalación del Siva.

No obstante, el gobierno mexiquense solicitó mantener el cobro de los 50 centavos por cruce y depositarlos en un fideicomiso maestro, para el presupuesto de seguridad de autopistas de la entidad, tal como lo establece el título de concesión.

En paralelo a la cancelación del contrato entre el Saascaem e Infraiber, comenzó la publicación de desplegados contra OHL en lo que la empresa ha llamado una campaña de desprestigio, que incluye la difusión de conversaciones que implican presuntos actos de corrupción entre directivos de la empresa y funcionarios del gobierno mexiquense, la Secretaría de Comunicaciones y Transportes y magistrados.

Desde la cancelación del contrato del Siva se han interpuesto 13 juicios contra dicha decisión del gobierno mexiquense, en los que la concesionaria Conmex actúa como tercero interesado, porque no es con dicha empresa sino con el gobierno mexiquense que se firmó el convenio marco.

EL DATO

El cobro se estipuló del 1 de enero de2013al día 1 del primer mes de 2015, ingresos mensuales que suman entre 5 y 6 mdp, que se depositan al Saascaem.