Nadie será sancionado si no se cumple con el apagón

La fecha límite para el apagón es el 31 de diciembre, pero si no se cumple no habría ninguna repercusión, luego de que no fueron establecidas previamente.
La SCT entrega televisiones digitales de alta definición para cumplir con la transición a la Televisión Digital Terreste (TDT).
La SCT entrega televisiones digitales de alta definición para cumplir con la transición a la Televisión Digital Terreste (TDT). (Nacho Reyes)

Ciudad de México

El Instituto Federal de Telecomunicaciones (Ifetel) requiere que la Secretaría de Comunicaciones y Transportes entregue a más tardar el 18 de noviembre el informe correspondiente a la última fase del reparto de televisores para cumplir con el mandato constitucional de apagar la señal analógica el 31 de diciembre.

Sin embargo, si el apagón no se cumpliera el 31 diciembre no habría ninguna repercusión legal para ninguna de las autoridades vinculadas, pues ni en la Constitución ni en la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión se estableció alguna sanción en caso de incumplimiento.

En entrevista con MILENIO, María Lizárraga, titular de la Unidad de Medios y Contenidos Audiovisuales del Ifetel, destacó que la SCT trabaja a marchas forzadas y ha afirmado que entregará toda la documentación en noviembre.

“Pero si nos entregaran ya cerca de diciembre estaríamos en un problema, porque la política dice que el pleno del instituto deberá establecer una fecha con al menos cuatro semanas de anticipación al apagón”, dijo Lizárraga.

“El objetivo es que el apagón se complete aproximadamente el 17 de diciembre, fecha estimada porque es un mes atípico por las fiestas, y no podemos apagar en días cercanos al 24; por ello es necesario que nos entreguen la información 18 o 19 de noviembre”, dijo la funcionaria.

Hace unos días, Javier Lizárraga Galindo, coordinador de la Sociedad de la Información y el Conocimiento de la SCT, afirmó a MILENIO que hay probabilidades de que no entreguen los reportes de todas las entregas para el 15 de noviembre, aunque sí la mayoría de ellos.

“Estaríamos notificando a finales de noviembre quizá los últimos, pero estamos en plan para que se cumplan las entregas al 100 por ciento, de acuerdo con el programa y se pueda cumplir con la fecha del 31 de diciembre”, dijo.

El Ifetel sigue un proceso a partir de la notificación que hace la SCT de la entrega de televisores, lo primero es verificar que las señales de los operadores de televisión se estén transmitiendo de manera digital, para lo que realizan una visita de la unidad de cumplimiento a todas las estaciones que se apagarán, pues deben estar seguros de que no se dejará sin señal a la población.

Posteriormente se crea un acuerdo para emitir toda la información a las entidades y en paralelo se inicia la campaña de comunicación social; notifican a los concesionarios la fecha, porque ellos también deben avisarle a sus audiencias, cuándo (día y hora exacta) apagarán la señal; una vez hecho esto se procede a publicar el acuerdo en el Diario Oficial de la Federación.

Avisan a las autoridades locales y se hace una campaña de comunicación con publicidad en sitio; se informa a los medios, tiendas locales y de autoservicio para que cada uno, en el ámbito de su competencia, coadyuve a informar a la población, y finalmente se crea un número de contacto para atención.

De acuerdo con Fernando Negrete, director de Mediatelecom Policy & Law, aplazar las fechas de los apagones es algo que ya ha sucedido en otros países, incluso en Estados Unidos; el presidente Barack Obama, apenas iniciado su primer periodo presidencial, prolongó tres meses el proceso, y después lo hizo en varias ocasiones.

Aquí lo importante no es la fecha, sino que las autoridades hablen con claridad y den a conocer si es necesario aplazar o no el apagón analógico, concluyó.