Por falta de transparencia, Moody’s baja calificación a Veracruz

La baja obedece a que Veracruz no ha presentado su cuenta pública para el año 2015, ni de los dos primeros trimestres de 2016 de manera pública.
Javier Duarte, gobernador del estado de Veracruz.
Javier Duarte, gobernador del estado de Veracruz. (Milenio Radio)

Ciudad de México

La falta de transparencia en las finanzas públicas de Veracruz, así como los altos niveles de endeudamiento que mantiene el estado hicieron que la agencia calificadora Moody's redujera su calificación de emisor, además de colocarla en revisión para otra posible baja.

Con el ajuste el estado pasó de Ba3/A3.mx a B1/Baa3.mx.

Las calificaciones del emisor son un referente para medir la capacidad que tienen las entidades para cumplir con obligaciones de deuda.

Moody's también bajó las calificaciones de deuda de 12 créditos obtenidos por el estado con Banco del Bajío, Banobras, Inbursa, Banorte, Interacciones, Multiva, Santander y Banamex, los cuales están respaldados con participaciones federales y también colocó las calificaciones bajo revisión para una reducción adicional.

“La revisión para posible baja adicional de las calificaciones de emisor del estado refleja la falta de visibilidad alrededor de la posición financiera actual de Veracruz y su nivel de deuda bancaria de corto plazo quirografaria - crédito que no tiene garantías específicas que respalden su recuperación, sino que está garantizado sólo por el patrimonio del deudor-“, señaló Moody’s.

La agencia calificadora explicó que los fundamentos para la baja de las calificaciones fueron que Veracruz no ha presentado su cuenta pública para el año 2015 ni de los dos primeros trimestres de 2016 de manera pública. El estado no ha presentado información sobre su deuda de corto plazo, lo que ha aumentado la incertidumbre alrededor de su posición  financiera.

“Notamos que el no presentar información de la cuenta pública pudiera llevar a eventos de aceleración de pago de deuda, lo cual a su vez pudiera afectar las finanzas del estado. Además, la falta de transparencia, combinada, con una compleja transición política (una nueva administración tomará posesión el 1° de diciembre de 2016) pudiera resultar en un deterioro material de la situación financiera del estado en el corto plazo”, detalló.

La agencia calificadora destaca que las prácticas de transparencia del estado comandado Javier Duarte son inferiores a sus pares mexicanos.

“Entre 2010 y 2014, la deuda total de Veracruz aumentó de 27.3 por ciento a 38.2 por ciento de los ingresos totales. Como escenario base, estimamos que el estado haya registrado un déficit equivalente al -2.4 por ciento de los ingresos totales en 2015, llevando sus niveles de deuda más cercano a 40.4 por ciento de los ingresos totales; por el contrario, la mediana de los niveles de deuda los estados calificados en Ba3 se situó en 26.2 por ciento, y registraron superávits consolidados de 1.5 por ciento de los ingresos totales en 2015”, puntualizó.

Moody’s anticipa que la deuda total del estado aumentará a 41 por ciento y 43 por ciento de sus ingresos totales en 2016 y 2017, respectivamente.

“Adicionalmente, hacemos notar que las calificaciones del estado pudieran sufrir una baja adicional si no tenemos visibilidad sobre la posición financiera del estado o si ésta se deteriora más, incluyendo un empeoramiento en el capital de trabajo neto y un aumento en los niveles de deuda”, puntualizó.