REPORTAJE | POR CLAUDIA LUÉVANO

Diseño de joyas, su pasión y su destino

Isabel Herrera Saldaña

Su trabajo la ha llevado al equilibrio personal y laboral. En ella se realizó el deseo de su abuelo de convertirse en joyero y él le brindó todo su apoyo.

Isabel Herrera, diseñadora de joyería.
Isabel Herrera, diseñadora de joyería. (Especial)

Torreón, Coahuila

Isabel Herrera Saldaña se considera un poco obsesiva, perfeccionista y apasionada de todo aquello que la hace sentir bien. Su marca Isabel Herrera es conocida en México y en Estados Unidos.

Realiza piezas de diseño exclusivo en oro blanco, oro rosa y oro amarillo, así como con piedras preciosas y semipreciosas. Es apasionada de todo lo que hace, "y cuando lo hago me gusta que esté bien hecho".

Entre lo más destacado de su trayectoria profesional está su participación junto a otros colegas en la exposición "Los Cuatro Elementos", en el Palacio de Minería en México.

Con dos hijos, una niña siete y un niño de cinco, y casada con un americano de orígen iraní, relata que "en la familia de mi esposo eran orfebres en plata, su abuelo se dedicaba al grabado de plata, por ello creo que el destino me ha llevado a estar relacionada con la joyería de una u otra forma".

El abuelo de Isabel fue minero y le contó su deseo de ser joyero, pero ante las circunstancias se dedicó a sacar adelante a su familia.

"Cuando le conté a mi abuelo que quería estudiar la carrera de joyería se le iluminaron los ojos. Creo que vio en mi su deseo cumplido. Él me apoyó y pagó mis estudios en Italia".

Actualmente Herrera Saldaña radica en Los Angeles, California en donde está enfocada a su rol de mamá, mientras sus niños asisten a la escuela Isabel aprovecha para trabajar en lo que le apasiona: la joyería.

"Me fascina mi trabajo y todo en la vida se ha dado por mi pasión por las joyas".

SUS ESTUDIOS

Isabel Herrera estudió la licenciatura de Diseño de Joyería en Florencia Italia en Jewellery school Metallo Nobile, después le siguieron cuatro años de práctica laboral en las empresas Even Bijoux, Jean Sade Firenze e Idrus Gioielli.

Entre lo más destacado de su trayectoria profesional está su participación junto a otros colegas en la exposición "Los Cuatro Elementos", en el Palacio de Minería en México, proyecto organizado por Peñoles.

"Esta colección fue un parteaguas para mí porque tuve varios clientes muy importantes a partir de ese evento y ahí fue cuando tuve que decidir si quedarme en Italia a trabajar o regresar a Torreón a abrir mi propio negocio, opté por lo segundo".

Entonces volvió a México en 2005 y se asoció con varias personas para abrir Joyería de plata Boato, la cual se comenzó a vender en la tienda Cimaco y después en su propio local en el mall de Cuatro Caminos.

"Cuando le conté a mi abuelo que quería estudiar la carrera de joyería se le iluminaron los ojos. Creo que vio en mi su deseo cumplido". 

Empezaron a crecer en ventas y entonces se les presentó la primer dificultad que fue no contar con la capacidad de producción. Ya como socios de Boato se acercaron al Tecnológico de Monterrey, institución que se interesó por el proyecto de capacitar personal en el diseño de joyería e iniciaron el primer módulo del Diplomado de Joyería en la Comarca Lagunera.

En 2009 Isabel decidió radicar en Estados Unidos por cuestiones profesionales y personales.

En ese mismo año para Isabel resultó muy difícil seguir con Boato y decidió vender la empresa y actualmente se dedica a diseño exclusivo de joyería.

EN CORTO

- Soy... Diseñadora de Joyas, mamá, esposa, amiga.

- Disfruto leer a... Gabriel García Márquez.

- Mi pasión es... Además de las joyas, cocinar.

- Anhelo... Paz y justicia en el mundo.

- Programa favorito de TV... Crime Scene Investigation.

- En Internet soy seguidor de... Pinterest app.

- No tolero... El desorden.

- Mi favorito en La Laguna es... El balcón de la casa de mi mamá.

TE RECOMENDAMOS: Chef con llave para los negocios