“Trump no terminará con el sector automotriz nacional”

Mario Lozoya Díaz-Vélez, vicepresidente de delegaciones de Canacintra en México, aseguró que ante la posible aplicación de aranceles, el Gobierno Mexicano deberá implementar estímulos fiscales.
Mario Lozoya Díaz-Vélez, vicepresidente de delegaciones de Canacintra en México.
Mario Lozoya Díaz-Vélez, vicepresidente de delegaciones de Canacintra en México. (Manuel Guadarrama)

Torreón, Coahuila

México cobra impuestos a la exportación, pero se tendrá que diseñar un esquema quizás por medio de los Certificados de Promoción Fiscal.

La intención de aplicar aranceles a la importación de vehículos hechos en México, por parte del nuevo gobierno federal de Estados Unidos, no terminará con la industria automotriz nacional, dijo Mario Lozoya Díaz-Vélez, vicepresidente de delegaciones de Canacintra en México.

Consciente de la posibilidad de que se apliquen, aseguró que no se caerá la producción de las armadoras ubicadas en Coahuila ni en el resto del país, ya que si bien un alto porcentaje se exporta a la Unión Americana, regiones como Europa, Sudamérica y Canadá, son grandes mercados para este sector.

Con el contexto de que la industria automotriz no es uno de los sectores prioritarios para el presidente electo en Estados Unidos, Donald Trump, señaló que ve difícil que se implementen las medidas tan drásticas que ha expresado, como el manejo de aranceles para los productos fabricados en México y China.

Sin embargo, frente a esta posibilidad, expresó que el gobierno de México tendrá que rediseñar la política de exportaciones a través de incentivos fiscales a las empresas que exportan.

TE RECOMENDAMOS: Dólar en $21.13; peso avanza de la mano del petróleo

Explicó que México cobra impuestos a la exportación, pero se tendrá que diseñar un esquema quizás por medio de los Certificados de Promoción Fiscal (Ceprofis) para compensar los altos impuestos que se pretendan imponer en Estados Unidos a las exportadoras del país, que afectaría no sólo a la industria automotriz, sino a proveedoras de servicios de mantenimiento y transporte, entre otras.

JFR