Se necesita reducción en importación de lácteos

Para que los lecheros puedan obtener un precio justo, consumir más productos mexicanos es necesario, indicó Mario Valdés Quintanilla, presidente de la Cámara Agrícola y Ganadera de Torreón.
Se está trabajando en conjunto con todas las organizaciones vinculadas al sector agropecuario.
Se está trabajando en conjunto con todas las organizaciones vinculadas al sector agropecuario. (Milenio Digital)

Torreón, Coahuila

De acuerdo a Mario Ignacio Valdés Quintanilla,presidente de la Cámara Agrícola y Ganadera de Torreón, se está buscando por medio del Consejo Nacional Agropecuario, así como la Sagarpa, y las empresas comercializadoras de leche, el tratar de reducir al mínimo las importaciones con el fin de que lo productores nacionales obtengan un precio justo.

En cuanto a la Reforma para el Campo, reconoció que no se ha avanzado del todo, pero esto es a que en su elaboración participan productores del sector social y particulares.

Indicó que es necesario que exista una armonía en el mercado, por lo que habrá que tratar de reducir al máximo las importaciones, para que los productores nacionales puedan obtener un precio justo.

Se está trabajando en conjunto con todas las organizaciones vinculadas al sector agropecuario, para poder lograr este objetivo en beneficio de todo el sector y en especial en la Comarca Lagunera.

Se dijo que la producción de leche ocupa el tercer lugar en la industria alimentaria nacional, después del maíz y la carne.

La Asociación Nacional de Ganaderos Lecheros AC (ANGLAC) estima que para 2020 al menos 40% de las 250 mil unidades de producción de leche desaparecerán debido a la falta de inversiones en infraestructura, que no podrá hacer frente a una mayor demanda poblacional de leche.

"En las poco más de 250 mil unidades se producen casi 30 millones de litros diarios, lo que representa el 77 por ciento del consumo nacional, lo cual requiere incrementarse".

De acuerdo a la ANGLAC, de no cambiar las políticas del sector agroalimentario, se corre el riesgo de importar el 80 por ciento los alimentos en los próximos tres lustros.

De allí que Valdés Quintanilla expresó que con los avances en la Reforma para el Campo se espera recuperar camino, aunque aun no se ha podido concretar, aún y que se han invitado a productores del sector agrícola y ganadero:

"La reforma para el campo no ha salido al 100 por ciento porque hemos estado involucrados productores tanto del sector social y privado con la idea de que se pongan las condiciones que den mayor certeza al sector", indicó.