A pesar de la violencia, Lázaro Cárdenas opera normal

El gerente comercial del puerto aseguró que las operaciones se realizan con normalidad; los industriales no han pensado en cerrar o cambiarse de localidad.
El 50% de la carga del puerto es comercial y el otro 50% industrial.
El 50% de la carga del puerto es comercial y el otro 50% industrial.

Ciudad de México

El Puerto de Lázaro Cárdenas, ubicado en Michoacán,  mueve 18 por ciento del total de la carga que circula en el país. A pesar de los hechos de violencia que, en los últimos días ocurrieron en algunos municipios cercanos al puerto y de la entrada de las fuerzas armadas para resguardar la seguridad en estas localidades; las operaciones de importación y exportación del puerto se realizan con normalidad, aseguró el gerente comercial, Julián Pérez.

En este puerto el 50 por ciento de la carga que se mueve es comercial y el otro 50 por ciento industrial.

Lejos de estimar una reducción en la capacidad operativa de la terminal portuaria por los acontecimientos de violencia de estos días, el gerente comercial dijo a MILENIO que estiman un crecimiento de un dígito para este año, de entre cinco y nueve por ciento.

“Lázaro Cárdenas es un puerto robusto. El año pasado movilizamos un número récord de unidades de autos”. Normalmente en el puerto se movilizan 217 mil unidades; pero el año pasado la cifra ascendió a 250 mil.

En el puerto, detalló, existe una capacidad de almacenaje equivalente a seis días, para ponerlo en términos gráficos estamos hablando de mínimo 600 mil; máximo 700 mil unidades. En esta terminal hay capacidad para recibir tanto grandes como pequeños buques.  

Los industriales

Los industriales del sector de alimentos, agroindustria, y de servicios afiliados a la Asociación de Industriales del Estado de Michoacán, han estado ajenos a cualquier afectación por los hechos de violencia ocurridos en el municipio de Apatzingán.

El presidente de la asociación, Rogelio Guízar aseguró que hasta el momento ninguna industria, de sus 65 afiliados,  ha tomado la decisión de cerrar o de cambiarse a otro lugar. “Es muy difícil que el sector industrial de Michoacán emigre, mover una empresa de este ramo representa costos altísimos y no se puede, siquiera pensar en mudarse temporalmente”.

“En el sector comercio es diferente, simplemente se cierra el negocio y se va; tenemos que confiar que la situación en el estado se solucionara”

 “Los empresarios del sector requerimos certidumbre y garantía para las inversiones ya que esto incide tanto en el Puerto de Lázaro Cárdenas como en el resto de Michoacán”.

Antecedentes

Desde el 4 de noviembre de 2013,  las Fuerzas Armadas están a cargo de la seguridad del puerto de Lázaro Cárdenas. 

A petición de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, elementos de la secretarías de Marina, de Defensa Nacional y de la Policía Federal asumieron la seguridad del puerto para "garantizar la seguridad del recinto portuario, así como las operaciones" que ahí se realizan, dijo en su momento el vocero del gobierno en asuntos de seguridad, Eduardo Sánchez.

El funcionario señaló que los altos puestos aduanales del puerto también fueron ocupados por militares para garantizar la seguridad del personal.