Larry Ellison, el hombre que se atrevió a desafiar a Microsoft

Siempre frontal y crítico, el millonario fundador de Oracle lo mismo manda espiar la basura de Bill Gates que acusa a Google de ser “malévola” o financia la campaña del republicano Marco Rubio.

Ciudad de México

Uno no se imagina a un multimillonario hurgando la basura de otro multimillonario a fin de conocer sus secretos para ser usados en su contra en un juicio de alto octanaje tecnológico. Pero esa es una de las travesuras más sonadas de uno de los empresarios del software más controvertidos, el fundador de Oracle, Larry Ellison.

Entusiasta de las carreras de yates, Ellison pagó una cantidad no revelada para que una escuadra de rastreadores se robara los botes de basura de Bill Gates hace 15 años. Eran los días en que Microsoft enfrentaba una pesada acusación por violar la ley antimonopolios de Estados Unidos. Entonces, Ellison contrató a un equipo de investigadores privados para hurgar en la basura de un centro de investigación afiliado a Microsoft.

¿La explicación de Ellison? “Sí, es totalmente cierto que pretendemos exponer las actividades ocultas de Microsoft y me da gusto lo que hicimos. A lo mejor nuestra investigación no es del mejor de los gustos, pero no es ilegal”.

Uno de los momentos más recordados de Capitán Ellison es que, a la manera de Stan Lee, el famoso creador de cómics, Larry hizo un cameo en Iron Man 2, en donde saluda a Tony Stark, a quien el empresario de la vida real ve como una reflexión de sí mismo.

Actualmente, Ellison, de 71 años, está dentro del Top 10 en el Bloomberg Billionaires Index, con 39 mil 500 millones de dólares. Sin embargo, en el último año, ha sido de los multimillonarios más golpeados por el mal momento que pasan muchas empresas de tecnología.

Según Bloomberg, de septiembre de 2014 a septiembre de 2015, su fortuna disminuyó casi una quinta parte al perder 9 mil 200 millones de dólares (19 por ciento).

Pero si a Ellison no le ha ido bien con sus dineros, a su empresa le ha ido bien en el mercado, pues desde marzo de 2014 rebasó a IBM como el segundo proveedor global de software, con ventas cercanas a los 30 mil millones de dólares.

A Ellison lo definen muchos momentos traviesos, inclusive alevosos: se peleó contra el “niño bueno” Gates; según Complex.com arremetió contra Apple al decir que sin su “adorado Steve Jobs están condenados” y llamó “malévola” a Google... Su pleito por x, su enfrentamiento contra tal.

Asimismo, su personalidad oscila en los extremos de explotar a la tripulación de Oracle Team en la America’s Cup, pagándoles los salarios más bajos del circuito.

Cada año, en esta copa se enfrentan equipos representantes de los grandes corporativos globales, cuyos dueños lo ven como una extensión acuosa de los campos de golf. Pero para Ellison, el certamen es algo más: una muestra de poder y disciplina. Si bien él no participa directamente en las regatas, sí se apersona para supervisar a su equipo, atendiendo el más mínimo detalle.

Por otro lado, el empresario también ha querido pasar por una persona morigerada en extremo al otorgarse a sí mismo un salario de 1 dólar mientras fue director general (CEO) de su emporio de software, puesto del que se retiró apenas en septiembre de 2014. Sin embargo, Ellison sigue activo como presidente del Consejo de Administración de su empresa, así como director general de Tecnología.

DE LA TALLA DE GATES

Lo que empezó como una firma de procesamiento se convirtió en casi un sinónimo de bases de datos para miles de clientes corporativos.

Ellison, a quien muchos en Silicon Valley llamaban “el tipo que pudo haber sido Gates”, fundó su empresa apenas unos meses después de Microsoft.

La marca Oracle dominó gran parte de los 90 y de la primera década del nuevo milenio con su oferta robusta de software empresarial. Asimismo, pasó con éxito las diferentes evoluciones del sector: de las bases de datos a los famosos ERP (software para gestionar toda la cadena de producción de las empresas), así como los CRM (para administrar las relaciones con los clientes), a la nube, que permite a sus grandes clientes almacenar sus recursos en el ciberespacio.

En un reciente evento, Ellison afirmó que “Oracle es la única empresa en el mundo que puede ofrecer una suite de servicios completos, integrados y basados en estándares para funcionar en todas las capas de la nube”.

Fiel a su estilo, arremetió contra sus rivales, esta vez, Amazon, al decir que las soluciones empresariales de la firma de comercio electrónico nada tienen que hacer contra la de Oracle.

Por ahora, dice Gartner Inc., una firma de investigación, el mayor reto de Oracle es articular bien sus ofertas para seguir dominando el mercado.

CONTROVERSIA

En términos políticos, Larry Ellison se decanta como un republicano moderado y fue nota al revelarse que reunió 3 millones de dólares para donarlos a Marco Rubio, el aspirante presidencial del Partido Republicano.

El gesto fue descrito en la influyente revista Mother Jones como: “¿Es Marco Rubio la nueva mascota de este millonario excéntrico?”.