Iusacell demanda a IBM por 2.5 mil mdd

La mexicana argumenta "representación fraudulenta"; es un recurso para evitar el pago, responde la firma de tecnología.
El operador celular demanda una compensación.
El operador celular demanda una compensación. (Octavio Hoyos)

México

La demanda interpuesta por el operador celular Iusacell contra IBM en Estados Unidos es un claro intento de la firma mexicana para evadir el cumplimiento de sus obligaciones y culpar a la firma estadunidense de sus propias dificultades económicas, afirmó IBM.

La información emitida por la empresa de tecnología indica que en 2010, Iusacell e IBM México firmaron un contrato a largo plazo, lo que implicó que se realizaran fuertes inversiones en las operaciones del negocio del operador celular, el cual ha incumplido con los pagos correspondientes.

Afirma que, como resultado, IBM México se vio obligado a recurrir a un procedimiento arbitral contra Iusacell para hacer cumplir el contrato.

La demanda de Iusacell es el más reciente esfuerzo para evadir sus obligaciones e impedir la continuación del procedimiento arbitral conforme lo había acordado, indicó IBM.

Ante tal situación, la compañía estadunidense solicitó a Iusacell respetar los términos del contrato y dar por finalizados sus intentos de entorpecer el curso del procedimiento arbitral.

Por su parte, la firma mexicana de telecomunicaciones demandó al gigante estadunidense de tecnología por "representación fraudulenta" que la privó de ganancias por 2 mil 500 millones de dólares.

El documento de la demanda en una corte federal de Nueva York estaba muy editado, lo que deja varios reclamos poco claros, pero se centra en un contrato que Iusacell dijo que fue inducida por IBM a firmar en México.

"Los eventos subsecuentes a la ejecución del acuerdo han revelado que IBM se representó fraudulentamente y ocultó de manera dolosa a Iusacell hechos materiales antes y durante la relación de las partes", dijo Iusacell en la demanda.

La información de operador celular indica que la firma de dicho contrato le representó un retraso de más de tres años en su capacidad para actualizar sus sistemas de tecnologías de información, cuando pasaban por un periodo de oportunidad de negocio en México.

La demanda busca una compensación por más de 2 mil 500 millones de dólares.

Por otra parte, este miércoles IBM presentó su reporte financiero en que se observa una disminución en sus ventas de 4 por ciento, lo que es menor a lo estimado por los analistas.

Las ventas reportadas alcanzaron 22 mil 500 millones de dólares, cuando lo previsto por los analistas era de 22 mil 910 millones.

Las ganancias reportadas para el primer trimestre del presente año por la empresa fueron de 2 mil 830 millones de dólares, lo que equivale a 2.29 dólares por acciones, mismas que también tuvieron una disminución si se comparan con los 3 mil 30 millones de dólares del mismo periodo del año anterior.

En cuanto a la utilidad neta, la empresa reportó 2.6 mil millones de dólares, lo que representa una disminución de 22 por ciento comparado con los 3.4 mil millones del primer trimestre de 2014.