Impacto de reformas será paulatino: catedrático del ITESM

En su análisis, Alberto Tovar Castro, menciona que es necesario considerar que en primer lugar uno de los objetivos centrales es que el país tenga capacidad para crecer a tasas más elevadas
Alberto Tovar Castro, catedrático del Tecnológico de Monterrey.
Alberto Tovar Castro, catedrático del Tecnológico de Monterrey. (Foto: Especial)

Puebla

Alberto Tovar Castro, catedrático del Tecnológico de Monterrey en Puebla, menciona que el impacto de las reformas fiscal, energética y política será paulatino y ofrecerá ventajas y riesgos en aspectos cotidianos como las oportunidades de trabajo, disminución de tasas de interés bancarias y reducción de ingresos.

Y es que en su análisis el catedrático menciona que es necesario considerar que en primer lugar uno de los objetivos centrales es que el país tenga capacidad para crecer a tasas más elevadas. Por ejemplo, la estimación del Producto Interno Bruto (PIB) para 2013 estuvo ligeramente por arriba del uno por ciento, cuando se requiere hacerlo a un ritmo de al menos 4 por ciento para darle empleo a quienes van ingresando al mercado laboral.

Por tanto, Tovar Castro opina que si las reformas tienen éxito, como algunos especialistas auguran, habría en México oportunidades de trabajo, pero esto no significa que sea una demanda de plazas homogéneas en términos de especialistas.

"Si se quiere disfrutar de esta posible ventaja hay que tener la habilidad de apostarle a un área que sea aprovechada por las nuevas inversiones, como serían por ejemplo las vinculadas al sector energético, automotriz o aeronáutico, por mencionar algunas de ellas", menciona Tovar Castro.

Un aspecto que analiza el catedrático del Tecnológico de Monterrey es el terreno de las finanzas personales, en el cual hay un efecto directo en los impuestos y la elevación de los precios, como producto del espíritu recaudatorio por parte del gobierno.

Desde su perspectiva, el ingreso real disponible se reducirá, dependiendo del nivel de percepciones que tengan las familias, lo que obliga a tener más cautela en la planeación y cuidar el presupuesto, porque de otra manera podría sacrificarse el ahorro o elevarse el endeudamiento sin darse cuenta a tiempo.

También otro de los impactos directos ante las nuevas reglas y mayor competencia, es que los bancos eleven los recursos para prestar y las tasas de interés disminuyan. "Ante esto, sería fácil tomar un compromiso de largo plazo para opciones que enriquezcan la calidad de vida o den oportunidades de crecimiento", refiere Tovar Castro.

Sin embargo, el catedrático enfatiza que el reto será evitar sucumbir ante la tentación de sobre endeudarse y es necesario cuidar la capacidad de pago.

En palabras del especialista en finanzas la mala noticia es que se está dando facilitad a las instituciones financieras para el cobro de los créditos. Si bien esto terminaría con la cultura de no pago, esta disposición afectaría en forma expedita el patrimonio personal a quienes caigan en insolvencia

Por otra parte, se está buscando elevar la inclusión financiera; es decir, que un mayor número de población tenga acceso a los servicios bancarios. Con esto se remarca la responsabilidad que los usuarios deben asumir ante las consecuencias de tomar malas decisiones.

"Es un hecho que se les están dando atribuciones a los organismos reguladores con la posibilidad de que los clientes se defiendan de malas prácticas", resalta el catedrático.

Con este análisis Tovar Castro menciona que la reforma fiscal en sí conduce a la necesidad de acrecentar la cultura financiera para aprovechar las oportunidades, "pero también para cuidarse de no caer en problemas", concluye.