Empresas nuevas no cubren necesidades de egresados

Eduardo Holguín, director del Instituto Municipal de Planeación en Torreón, aseguró que la ciudad tiene un porcentaje de desempleo del 11.5% en jóvenes de entre 20 a 25 años.
Jóvenes buscando empleo.
Las empresas que llegan a La Laguna, no cubren las necesidades de los egresados universitarios. (Archivo)

Torreón, Coahuila

Si bien se califica como positiva la llegada de nuevas empresas a la Comarca Lagunera, hasta el momento, estas no están cubriendo las necesidades laborales de los egresados universitarios.

De acuerdo a Eduardo Holguín, director del Instituto Municipal de Planeación en Torreón, esta es una realidad que no se puede ocultar.

Tras la presentación del estudio Profesionistas Torreón, realizado por el Centro de Investigación para el Desarrollo, que publicó Milenio este jueves, donde se da a conocer con datos duros el comportamiento de la vinculación entre instituciones educativas y sector productivo, el funcionario expuso:

"Es necesario este tipo de estudios para que los actores respondan a esta información, que los Estados se visualicen, tengan la fotografía de donde están, para que puedan establecer políticas públicas a favor de nuestros egresados. No nos podemos esconder en función de la promoción determinada".

Abundó que las empresas manufactureras que están entrando en la región "no son las que están en ese universo que plantea el CIDAC, que plantea la problemática de profesionistas, de personas que quieren ganar dinero".

"Se tiene un 11.5% de desempleo abierto en La Laguna de jóvenes, es el más alto en la República Mexicana, en Torreón".

Aseguró que estas empresas "suman chavos o empleados que van a ganar dos salarios mínimos de nivel operario, en tanto que los chavos profesionistas que se nos están yendo, estas no son las empresas que están llegando", lamentó.

Reconoció que si bien es positivo que lleguen empresas en donde se puedan emplear un número de profesionistas, lo que se busca es tratar de contener esa salida de jóvenes, lo que permita contrarrestar un problema realmente grave y que tiene que ver los promotores del desarrollo.

Expuso que si se quieren resolver estos problemas, se tiene que identificar los errores, dónde está el problema, cómo se va a resolver y que la sociedad reaccione.

Aseguró que el IMPLAN no está para confrontar, sino para resolver y proponer soluciones con la participación de la comunidad y trabajar en ello. Y qué mejor que sean expertos los que señalen cómo está la situación.

"Instancias como el IMCO publica indicadores de competitividad así como ONU Hábitat, que resalta los índices de productividad urbana".

"Pero pareciera que es mejor callar para no herir susceptibilidades. Los problemas están allí y se tienen que resolver ya. Es necesario porque se está perdiendo competitividad, esa es la verdad".

"La ciudad tienen un problema de competitividad que lo reflejó desde el 2012. Es necesario cómo orientar la obra pública, la economía, la educación, pero me preocupa la visión de que quieren esconder los problemas", lamentó.