Hans Backhoff: Apostamos por poner la bandera de México afuera

El director general de Monte Xanic, Hans Backhoff, comenta sobre los nuevos proyectos de la vinícola: aumentar su producción, las exportaciones y el enoturismo. 
Hans Backhoff
Hans Backhoff (Octavio Hoyos )

México

Monte Xanic es un hito en la industria vinícola en México al ganar más de 250 medallas en todo el mundo con sus vinos. Hace muy pocos meses inauguraron una nueva bodega en Ensenada con una inversión de 3 millones de dólares y entre sus proyectos está renovar su imagen, aumentar su producción, las exportaciones y el enoturismo. 

¿Qué proyectos tienen para este año?

Este año para nosotros es estratégico porque tenemos un lanzamiento de una nueva imagen que va muy de acuerdo con la filosofía de la compañía, que es tener siempre un liderazgo ante la industria a través de nuestra innovación.

¿Cuándo se lanza la nueva imagen?

Vamos a lanzarla a partir de junio, y vamos a plantearla para nuestras cuatro líneas diferentes es en este caso Kalisha, Xanic en ediciones limitadas y Gran Ricardo.

¿Qué posición y potencial tienen dentro del mercado local?

Monte Xanic como marca es líder de su segmento y es un segmento que sigue creciendo, entonces el potencial del vino mexicano está creciendo 10% en promedio en los últimos 15 años a nivel volumen, a nivel valor estamos hablando ya de 15 y 17% y lo que nos dice es que el mexicano cada vez tiene más preferencia por el vino mexicano que nos pone en una posición buena con un 32% de la preferencia del mercado

¿Y este sector ha atraído atención internacional como pasó en Chile a Argentina o todavía no?

Sí muchísimo, de hecho el enoturismo que hay a nivel regional es espectacular, ahorita en la vinícola tenemos alrededor de un 30% de todos los visitantes son norteamericanos o extranjeros, hemos aumentado considerablemente las visitas y ahora con esta nueva vinícola sentimos que estas visitas van a ser mucho más frecuentes y obviamente va a incrementar el número a nivel enoturismo.

¿Y cómo están las exportaciones de vino mexicano?

Pues las exportaciones son pocas, estamos hablando de alrededor de un 5% es lo que se exporta en general, nuestra intención dentro de Monte Xanic es que podamos llegar al 20%, entonces tenemos una tarea muy fuerte de reconocimiento en el extranjero particularmente en Estados Unidos y es nuestro reto más difícil.

¿Es negocio hacer vino en México?

Es un negocio complicado hay que apostar mucho a futuro. Es un producto que para que te dé su primera cosecha tienes que esperar cuatro o cinco años y luego para procesarlo son dos años más, entonces para que lo puedas vender estás hablando de alrededor de siete u ocho años, ahí es donde empiezas a recuperar esa inversión. Entonces es un negocio a largo plazo, es un negocio muy apasionante, que lo puedes ver reflejado en nuestros vinos cuando te tomas una botella de vino no nada más estás hablando de un negocio, estás hablando de una pasión detrás, estás hablando de muchísimo trabajo, de mucha gente, tanto de campo y planta que le están metiendo un esfuerzo a ese producto y al último estás disfrutando y gozando y celebrando esa pasión que todos compartimos.

Recién decías que querían subir a 80 mil cajas, ¿cuántas están produciendo ahora?

Hoy estamos produciendo alrededor de 50 mil cajas

O sea un crecimiento súper agresivo y ¿ese depende solamente de estas hectáreas compradas o también tienen otras maneras de producir más vino?

Sí, eso depende de las hectáreas que tenemos ahora compradas y con eso podríamos hacer frente a esas 80 mil cajas

¿Y ahora con el tema de la diferencia entre peso y dólar, puede ser una gran oportunidad para aumentar las exportaciones?

Sí, sin duda aunque a final de cuenta muchos de los insumos son importados. Pero más que otra cosa tenemos que apostarle a poner esa bandera, esa bandera de México fuera, para que la gente empiece a reconocer el vino mexicano. Al mismo tiempo que el mismo mexicano al ver ese producto fuera (del país) pues le va a dar mucho orgullo y lo empieza a consumir más.