Ford ofrece patentes en vehículos eléctricos

Asume acuerdo de impulso a esa industria, pero cobrará la propiedad intelectual.
Ford invierte 2.5 mil millones de dólares en México
(Especial )

Londres

Ford se convirtió en el último fabricante de automóviles en dejar disponibles sus patentes de tecnología de combustibles alternativos a rivales en un intento de acelerar la adopción de los coches eléctricos.

Pero a diferencia de Tesla y Toyota, que el año pasado tomaron medidas similares, Ford va a cobrar por la propiedad intelectual. El fabricante de automóviles con sede en Michigan dijo ayer que le ofrecerá acceso a sus competidores a 15 familias de patentes, que cubren tecnología para coches eléctricos al igual que frenos de recuperación y gestión de batería.

La medida es parte de un intento concertado en la industria automotriz para impulsar la adopción de los coches eléctricos, híbridos y de pila de combustible mientras los fabricantes de automóviles compiten para cumplir con los objetivos más estrictos de economía de combustible, y hacer valer los miles de millones de dólares de inversión.

Hasta el momento, los consumidores han pospuesto el uso de los coches totalmente eléctricos, los cuales representan menos de uno por ciento de las ventas en la mayoría de los mercados, debido a los altos costos de las baterías, los temores por la capacidad de alcance y la falta de infraestructura de recarga.

"Al compartir nuestra investigación con otras compañías, vamos a acelerar el crecimiento de la tecnología de vehículos eléctricos y ofreceremos productos mejores a los clientes", dijo Kevin Layden, director de proyectos de electrificación de Ford.

La compañía ofrece seis modelos híbridos o totalmente eléctricos a través de sus marcas Ford y Lincoln, y es el número dos en ventas de vehículos de combustible alternativo en EU, detrás de Toyota, dice Evercore ISI.

Ford tiene más de 650 patentes en vehículos eléctricos y más de mil solicitudes de patentes pendientes de aplicaciones sobre tecnologías de vehículos eléctricos. También se prepara para contratar 200 ingenieros de vehículos eléctricos, equipo que se mueve hacia un sitio especializado en Dearborn, Michigan.

Al defender su decisión de cobrar por las patentes, Ford dijo: "Estamos orgullosos del trabajo que realizamos. Desde la investigación que realizamos, sentimos que ofrecer licencias es lo apropiado".

Esto contrasta con el enfoque que tomó el cofundador de Tesla, Elon Musk, quien realizó una medida sin precedentes en junio al hacer públicas todas las patentes del fabricante de coches eléctricos. Los analistas sienten que la medida no fue tan altruista: la empresa necesita un ecosistema más grande de vehículos eléctricos para que sus productos realmente despeguen".