Finanzas de la UANL “estables”: Fitch Ratings

Entre los factores positivos que soportan la calificación positiva que se le dio a la universidad destacan la recuperación de su remanente operativo ajustado y su estructura de ingresos robusta. 
La diputada del PAN dijo que no habrán consecuencias negativas para la UANL por los tres meses de atraso.
(Foto: Archivo)

Monterrey

Al considerar que se ha dado un manejo saludable de las finanzas de la Universidad Autónoma de Nuevo León, la firma calificadora Fitch Ratings modificó la calificación de calidad crediticia de la institución educativa de "negativa" a "estable" con A+.

Fitch Ratings informó que este cambio de perspectiva se debió a la recuperación del remanente operativo del periodo pasado, soportado por un control de gasto de la UANL, esperando que este comportamiento continúe a futuro por la política implementada en la institución que consiste en incurrir en gasto sólo si hay ingreso en el presupuesto.

"Además, Fitch reconoce que las condiciones del crédito a largo plazo se dieron como se esperaba, en beneficio del perfil de la deuda de la entidad".

Entre los factores positivos que soportan la calificación que se le dio a la UANL destacarían, además de la recuperación de su remanente operativo ajustado, el nuevo comportamiento que establece que presenta su gasto operativo, su estructura de ingresos robusta, indicadores cualitativos sobresalientes y su carácter de entidad del sector público.

Sin embargo, Fitch Ratings destacó que existen también limitantes de la calificación como la práctica recurrente de fondeo a corto plazo para garantizar sus gastos operativos, la dependencia a los subsidios tanto de la federación como del estado de Nuevo León, el crecimiento constante y rigidez de los gastos, y su aumento en los niveles de deuda y posición débil de liquidez.

Cabe destacar que la UANL cuenta con una demanda estudiantil elevada así como un nivel académico sobresaliente, sustentados por la calidad de sus instalaciones, su oferta educativa amplia y sus programas con acreditación.

De igual forma, cuenta con acreditación institucional y sus procesos estratégicos están certificados por las normas ISO, destacó la firma.

Al cierre del año pasado, la institución educativa contaba con un saldo de deuda bancaria de 2 mil 42 millones, la cual requiere un servicio de deuda aproximado en este año de 408 millones.

Al inicio de este año se contaron con recursos líquidos por 812 millones y cuentas por cobrar por 181 millones.

"Esta débil posición de liquidez hace que la capacidad de pago de la universidad esté directamente ligada a la generación efectiva de flujo disponible para servir deuda".

Por su parte, en lo que respecta a sus obligaciones por pasivo laboral, la UANL se encuentra en una posición relativa muy favorable con respecto a otras universidades del país.

Esto se debe a que la institución cuenta con un fondo para asegurar el pago de pensiones de sus empleados, en el cual aporta el 50% del costo de las pensiones y el resto lo aportan los empleos.

Finalmente, la firma calificadora destacó que "La UANL es un organismo público descentralizado estatal con personalidad jurídica y patrimonio propio. Es una universidad reconocida ampliamente en el sector de educación superior gracias a sus acreditaciones en calidad académica, al prestigio de su investigación, el aprovechamiento del acercamiento con el sector productivo y empresarial, no sólo estatal, sino incluso internacional. La entidad tiene un número de programas de pregrado y posgrado altamente competitivos en resultados académicos, posicionándose de forma favorable con su grupo de pares".