Femsa busca tener en propiedad gasolineras

Con la apertura de la reforma energética serán capaces de administrar 227 establecimientos donde ya operan, e incluso más, asegura directivo.

México

Femsa anunció que quiere comprar estaciones de servicio de gasolina de la franquicia de Pemex que cuenten con sucursales Oxxo, el objetivo es operar su propia cadena ante la apertura del sector que brinda la reforma energética.

En conferencia vía telefónica con analistas, Javier Astaburuaga, director corporativo de Finanzas de Femsa destacó que la compañía cuenta con una experiencia de 20 años de proveer servicios en gasolineras, por lo que "con la apertura que ofrece la reforma energética serán capaces de administrar los 227 establecimientos de franquicias donde ya operan, e incluso más.

"Hemos estado incrementando el número de gasolineras en el rango de 30 a 50 en los últimos cuatro a cinco años. Por lo que considero que continuaremos con este panorama de expansión y posiblemente de manera más agresiva".

Agregó que para este año la firma estima una inversión de casi mil 350 millones de dólares, de los cuales unos 430 millones serán destinados a su división Femsa Comercio para nuevas tiendas, así como gasolineras y unidades de farmacias.

A pesar de que ya participa en este segmento con Oxxo Gas, lo realizaba por medio de terceros, y ahora con la nueva legislación en hidrocarburos podrá realizar la venta directa de gasolinas, inclusive crear su propia marca sin depender de Pemex.

De esa manera, hacia 2017 cuando se dé la apertura total de las gasolinas, Femsa ya podría contar con una red de estaciones.

Analistas consideran que la compra sería mediante Femsa Comercio, la cual opera las diferentes cadenas de formato pequeño, entre ellas Oxxo, considerada la más grande y de mayor crecimiento en América Latina.

En su reporte del cuarto trimestre emitido a la Bolsa Mexicana de Valores (BMV), la compañía mencionó que desde 1995 ha proporcionado servicios y activos para la operación de estaciones de servicio de gasolina, mediante acuerdos con terceros que poseen franquicias de Pemex.

Las gasolineras Oxxo Gas están en su mayoría ubicadas junto con una tienda de conveniencia y el año pasado generaron 16 mil 178 millones de pesos en ingresos por la venta de combustibles y productos relacionados, refirió la compañía.

No son dueños de las gasolineras, pero tienen una asociación con terceros en la que ponen una tienda Oxxo y administran en conjunto la estación, ofrecen un servicio de litro de a litro, lo que aumenta —según la empresa— las ventas en las tiendas Oxxo, así como mayor venta de gasolina por bomba que la competencia, expresó Ochoa.

Añadió que el hecho de que la empresa logre la operación de esos establecimientos de manera directa, es decir, que tenga la concesión de operar una gasolinera sin que Pemex tenga la exclusividad, será uno de los resultados de la reforma energética.

Mencionó que el tiempo estimado para que la empresa incursione en ese negocio dependerá de ciertas variables, entre ellas el número de interesados para adquirir esas gasolineras y el margen de ganancia, mismo que ahora es delimitado por Pemex.

No obstante, "el margen es atractivo, y evidentemente puede haber mayor interés en la adquisición o en la apertura de estaciones de gasolina, pero Pemex ha cambiado y ha transformado también a las gasolineras, al pedirles cada vez más mayores requisitos de seguridad", advirtió.

Ochoa recordó que en mayo próximo Femsa tomará la decisión sobre el 20 por ciento de las acciones que tiene de la holandesa Heineken —desde 2010—, cuyo valor aproximado es de 8 mil millones de dólares, por lo que de vender podrá invertir en nuevos negocios, entre ellos las gasolineras.

"En realidad aunque no deshiciera su posición en Heineken tiene una deuda total de 84 mil 492 millones de pesos y en caja 35 mil 641 millones de pesos, pero la deuda neta es mucho menor para el tamaño de los activos que tiene, por lo que considero que no tiene ningún problema",
aseguró.

Por su parte, Monserrat Antón, analista de Invex, coincidió en que el negocio de las gasolineras, tal como lo mencionó la compañía en su cuarto reporte trimestral, ayudará a impulsar su crecimiento en el formato de Oxxo Gas, mismo que se concentran principalmente en el centro del país.

"Antes no podían participar en ese negocio porque las condiciones no lo permitían y ahora están interesados, como mencionaron, que van a adquirir las franquicias de Pemex que están en propiedad de terceros y planean arrendar, comprar o abrir más. Pero esa es una operación que sigue siendo pequeña respecto al tamaño que tiene la compañía", consideró.

[Dé clic sobre la imagen para ampliar]