Dólar caro favorece precios de autos en México: AMDA

La AMDA indicó que esto se debe a que el peso "se ha depreciado de manera importante frente al dólar, y ello no ha traído consigo un incremento del precio en los vehículos en México”.
Autos de agencia.
agencias de carros (Milenio Digital)

Ciudad de México

La actual cotización del peso frente al dólar ha provocado el abaratamiento de los vehículos en México en comparación con Estados Unidos, con casos de hasta 100 mil pesos menos, afirmó el director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), Guillermo Rosales Zárate.

TE RECOMENDAMOS: Industria automotriz nacional se recupera

"Los precios de los vehículos en México están por debajo de los de Estados Unidos, en la mayor parte de los modelos que se comercializan, en igualdad de modelos y versión”, señaló.

A manera de ejemplo, citó que en un automóvil de lujo "estamos encontrando diferencias de 100 mil pesos más barato en México que en Estados Unidos, haciendo la equivalencia en pesos”.

Según explicó, la versión más básica del Nissan Altima en Estados Unidos tiene un precio de 426 mil 520 pesos, sin impuestos, mientras que en México su precio es de 378 mil pesos, ya con impuestos incluidos.

En una mesa redonda efectuada luego de dar a conocer los resultados de ventas, producción y exportación de vehículos ligeros en México al mes de septiembre de 2016, el directivo no descartó que este diferencial de precios pudiera ser uno de los factores que impulse el incremento de las ventas de autos en los estados fronterizos.

De enero a agosto, dijo, la venta de autos en Baja California creció 67.9 por ciento; en Sonora 38.5 por ciento; en Chihuahua 40.6 por ciento; en Coahuila 26.3 por ciento, y en Nuevo León 30.8 por ciento.

"Esto se debe a que la moneda mexicana se ha depreciado de manera importante frente al dólar, y ello no ha traído consigo un incremento del precio en los vehículos en México”, manifestó Rosales Zárate.

De acuerdo con el directivo, muchos de los consumidores en México están conscientes de esta situación y validan que este es un buen momento para adquirir un vehículo, si se considera la relación de los precios.

“En términos reales, los precios son mejores que hace cinco o 10 años, además de que existe una disponibilidad mayor de financiamiento, a una tasa de interés también en niveles históricamente favorables para el consumidor, con una eficiencia que la resolución de las solicitudes de crédito", apuntó.