Crudo pega a empleo manufacturero: Inegi

En mayo el indicador en la industria petrolera cayó 3.5% y las horas trabajadas, 4.5%; en todo el sector el número de plazas bajó 0.1%.
Plataforma petrolera en Campeche.
Plataforma petrolera en Campeche. (Cuartoscuro)

México

En mayo pasado la actividad en el sector manufacturero fue negativa, pues el empleo registró la primera disminución mensual desde junio de 2013 y las horas trabajadas cayeron luego de cuatro meses de crecimientos continuos; esto debido a un mal desempeño en la industria petrolera, así como en áreas relacionadas con el mercado interno, lo que no fue compensado por el comportamiento favorable que se observa en el ámbito automotriz.

De acuerdo con el reporte del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), el personal ocupado en las manufacturas cayó 0.1 por ciento con respecto a abril, mientras que las horas trabajadas disminuyeron 1.7 por ciento.

Este desempeño ocasionó que desde una perspectiva anual, el empleo en el sector registrara una desaceleración, al crecer 2.8 por ciento en relación con mayo de 2014, por debajo del incremento anual de 3.2 por ciento observado en abril, en tanto que las horas trabajadas presentaron una disminución de 0.3 por ciento.

El reporte del instituto detalla que las exportaciones petroleras acumularon en los primeros cinco meses del año un retroceso de 44.8 por ciento en comparación con el mismo lapso de 2014, debido a una  reducción en la plataforma de exportación, así como a la caída observada en los precios del crudo, que desde el máximo registrado en 2014 registran una disminución de 51 por ciento.

Derivado de esto, en el quinto mes de 2015 se observó que en la industria petrolera el empleo cayó 3.5 por ciento a tasa anual y las horas trabajadas lo hicieron en 4.5 por ciento.

Irma Flores, directora general de la empresa especializada en recursos humanos Red Ring, indicó que ante la difícil situación que vive la industria petrolera, debido a la caída en los precios del crudo a escala internacional, las compañías del ramo sí han detenido sus planes de contratación de personal, hasta ver que haya una estabilidad en el mercado.

En entrevista con MILENIO, la directiva señaló que si bien la reforma energética abrió la puerta para que las inversiones lleguen a México y eso va a generar mucha más productividad, es una realidad que algunos de sus clientes se han ido con mayor cautela en el tema de contrataciones.

Agregó que ante la interrogante de si existe en México el suficiente personal calificado para laborar en el ramo de la energía, dijo es una realidad que será necesario ubicar a las pocas personas que tengan la experiencia, pero indiscutiblemente habrá puestos que sea necesario cubrir con gente del extranjero.

En cuanto al desempeño del personal ocupado en las industrias del vestido, madera, papel, impresión y química —relacionadas con el consumo interno—, éste descendió 1.8, 3.3, 0.1, 5.6 y 3.5 por ciento, respectivamente.

Para Invex Casa de Bolsa, aunque los recortes de gasto público, decidido ante la menor producción y caída de los precios del petróleo, suponen el principal riesgo sobre las expectativas de la economía nacional, una evolución lenta, aunque positiva, de la confianza del consumidor (debido al mejor dinamismo de la economía y bajas presiones inflacionarias, así como la mayor confianza sobre la economía de los hogares) sugiere un mejor escenario para el consumo privado.

Adicionalmente, el Inegi detalló que las remuneraciones medias reales —que incluyen sueldos, salarios y prestaciones sociales— aumentaron 0.1 por ciento en mayo de este año frente al mes que le precede, con cifras desestacionalizadas, mientras que en su comparativo anual se mantuvieron sin cambio respecto l mismo lapso de 2014.

Por sector

Las industrias manufactureras representan 18.3 por ciento del producto interno bruto (PIB) y 88 por ciento de las exportaciones totales, detalla el Inegi.

Por su parte, el sector automotriz se mantiene como principal rubro de ventas al exterior y receptor de inversión extranjera directa, industrias como la textil, química y del papel están afectadas por la debilidad que persiste en la demanda interna.

Los sueldos pagados a empleados avanzaron 0.9 por ciento, mientras que los salarios pagados a obreros disminuyeron 0.1 por ciento y las prestaciones sociales lo hicieron en 0.3 por ciento, agregó el organismo.




[Dé clic sobre la imagen para ampliar]