Corrupción cuesta a México 144 mil mdp al año

El presidente de Coparmex Laguna explicó que la acción de corromper tanto de funcionarios y empresarios, impide el crecimiento del país así como de las pequeñas y medianas empresas.
Roberto Muñoz del Río, presidente de Coparmex Laguna.
Roberto Muñoz del Río, presidente de Coparmex Laguna. (Manuel Guadarrama)

Torreón, Coahuila

De acuerdo al Instituto Mexicano para la Competitividad (IMCO), en su estudio "La Corrupción en México: Transamos y no Avanzamos", la acción de corromper no es un fenómeno propio del sector público, no solo se trata del uso o abuso de un cargo público para beneficio privado, en los actos de corrupción confluye un oferente y un demandante, donde las empresas tienen participación.

De lo anterior Roberto Muñoz del Río, presidente de Coparmex Laguna destacó que la corrupción cuesta anualmente a México más de 147 mil millones de pesos, impidiendo de esta manera el crecimiento del país así como de las pequeñas y medianas empresas.

El IMCO publicó una encuesta realizada a ejecutivos de negocios por Transparencia Internacional, se afirmó que la corrupción incrementa los costos de proyectos hasta en un 10%.

Muchas han sido las denuncias por parte del sector empresarial con respecto a que se condicionan concesiones o la adjudicación de obras.

En el mismo reporte, se estimó que en países en desarrollo y transición, políticos y funcionarios de gobierno corruptos, reciben sobornos que suman entre 20 y 40 mil millones de dólares anualmente.

Al aterrizar estas cifras a la realidad de los emprendedores en México, un estudio del Banco Mundial encontró que los regalos otorgados con el fin de obtener un contrato del gobierno, representan en promedio un 4.5% del valor total del contrato, un porcentaje nueve veces más alto que en otros países de altos ingresos de la OCDE.

"Sabemos que cuando hay un político del otro lado hay un empresario, estamos invitando a los empresarios para que busquen corromper al funcionario ni dejarse corromper ellos", aseguró Muñoz del Rìo.

Dijo que para que el país tenga niveles de crecimiento óptimos es necesario que se le apueste a la formalidad, al pago de impuestos, de tal manera que mientras más corrupción exista, más trabas se le pondrá al crecimiento de las pequeñas y medianas empresas en el país, por lo que instó a evitar este tipo de prácticas para cualquier trámite o contratos que se quieran obtener.

Muchas han sido las denuncias por parte del sector empresarial con respecto a que se condicionan concesiones o la adjudicación de obras, "es una práctica muy habitual hoy en día, pero no sólo en los políticos o el gobierno, sino que también se da en las empresas, donde los mismos empleados solicitan esto, por lo que es necesario que el gobierno y empresas trabajen en conjunto para permear la cultura de la ética y disminución de corrupción".