Consulta energética ni preocupa ni aleja inversión: Videgaray

Reforma financiera, la que más beneficiará a familias y pequeñas empresas, asegura.
El titular de Hacienda señaló que el éxito se reflejará en los bolsillos de la población.
El titular de Hacienda señaló que el éxito se reflejará en los bolsillos de la población. (Martín Salas)

México

Luis Videgaray, titular de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), dijo que no preocupa la eventual consulta popular sobre la reforma energética y descartó que pueda ahuyentar las inversiones.

En entrevista con Carlos Marín, el encargado de las finanzas públicas del país aseguró que ha detectado entre el sector privado una gran expectativa por los cambios que están sucediendo en México, por lo que confía en que se dé una implementación exitosa.

En El asalto a la razón, el funcionario dijo: “Percibo un gran interés de la comunidad inversionista, particularmente de los que tienen experiencia en el sector de petróleo o gas, por lo que está ocurriendo en México y, por tanto, veo enormes posibilidades de que tengamos una implementación exitosa”.

Precisó que para estar seguros de que se trató de una reforma exitosa, ésta se debe reflejar a final de cuentas en los bolsillos de las familias mexicanas, en forma de menores precios en las tarifas de gas y electricidad.

En este sentido, el titular de Hacienda indicó que el objetivo de la reforma energética es, en primera instancia, generar más empleos y, en segunda, que la energía sea más accesible, de tal forma que el recibo de luz llegue más barato y baje el costo del gas.

Los primeros efectos, continuó el funcionario público, se verán durante los siguientes meses o a más tardar al inicio del siguiente año, pero para esto antes hay que disminuir el costo que significa producir la energía.

Una medida que plantea la reforma para lograr reducir de forma considerable y sostenida las tarifas, y que no vuelvan a elevarse en tres meses, es usar gas natural para generar energía, dado que el combustóleo que se utiliza es muy pesado y contamina.

“La única forma de que las familias tengan un recibo más barato y se quede ahí es si se baja el costo de la electricidad, lo que podemos hacer es usar gas natural para producir, e indudablemente los primeros efectos los vamos a ver en los próximos meses”, señaló.

Respecto a la eventual consulta popular para echar atrás los cambios energéticos, Videgaray se mostró seguro de que no afectará; sin embargo, indicó que mucho tendrá que ver la pregunta que se le haga a la población, por lo cual lo más importante es cuidar cómo sea, toda vez que es un escenario que apenas está en construcción en México.

Por otro lado, el secretario de Hacienda resaltó que aunque se hable poco de ella, la reforma financiera es de las que mayor potencial tiene para detonar el crecimiento y desarrollo de México, en beneficio de las familias y de las pequeñas y medianas empresas.

“Con tantas reformas en los últimos meses, se habla poco de la financiera, es una de las que tiene más potencia para detonar la economía mexicana y su objetivo es simple: otorgar más crédito y más barato”, señaló.

Videgaray comentó que el caso de la banca mexicana es una paradoja, toda vez que es una de las más sólidas del mundo; sin embargo, el financiamiento que otorga es muy pobre, sobre todo el que da a las Pyme, que son el corazón de la economía nacional.

Las pequeñas y medianas empresas se encargan de generar tres de cada cuatro empleos del país; sin embargo, solo 14 por ciento del crédito productivo es destinado a ellas.

Para Videgaray Caso, lo que le hace falta a las Pyme es solamente que alguien confíe en ellas, porque con financiamiento son capaces de generar riqueza y empleos, situación que, aseguró, se corregirá con la reforma financiera.

Finalmente, aseguró que se tiene un alto grado de confianza en que el conjunto de reformas aprobadas son congruentes con la Constitución y el marco jurídico, por lo que no hay temor de que sean echadas atrás.

Claves

-La reforma financiera busca que los bancos compitan más, por lo que un punto relevante es la eliminación de las ventas atadas, situación que propiciará que los usuarios busquen el mejor producto entre los otros intermediarios.

-Un segundo aspecto, explicó Luis Videgaray, es la nueva supervisión a los bancos, la cual estará enfocada en asegurar que presten lo suficiente; es decir, que tomen el ahorro público y lo canalicen al sector productivo y a las familias.

-En este sentido, aseguró que tal medida es aplicada en prácticamente todo el mundo, por lo que México no se puede quedar atrás, y ahora la banca tendrá que cumplir con su labor fundamental.