Confían constructores en un repunte de 3.5%

Las diversas reformas estructurales y el adelanto de las inversiones públicas abren buenas expectativas: CMIC.
Ambicioso plan de infraestructura del gobierno.
Ambicioso plan de infraestructura del gobierno. (Octavio Hoyos)

Ciudad de México

Constructores temen que el cierre de 2013 sea peor de lo esperado, pues ya con un balance más claro, la pérdida que prevén es de 3.5 por ciento, aunque es esta misma cifra lo que repuntará el sector este año.

De acuerdo con la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC), esta confianza es impulsada por las expectativas generadas por las diversas reformas y el adelanto del ejercicio público presupuestario.

A pesar de este buen panorama y del ambicioso plan de infraestructura del gobierno, especialistas indican que será muy difícil ver una recuperación como la que se dio después de la caída de más de 20 por ciento que tuvo en 1995.

Después de ese desplome, la industria entre 1996 y 1997 registró una variación positiva de doble dígito y creció muy por arriba del producto interno bruto (PIB).

En el mandato de Ernesto Zedillo, en los dos años mencionados el crecimiento del PIB de la construcción se ubicó en el primero por arriba de 10 por ciento y en el segundo casi llegó a 15 por ciento.

De esta forma, el consenso de analistas es que sea una recuperación más moderada, semejante a la que tuvo lugar después de la crisis de 2009, pues en ese año la construcción cayó 7.5 por ciento y para 2010, en el primer semestre, continuaba en terreno negativo.

Fue hasta el segundo semestre de ese año que se repuso, al mostrar una variación positiva de 2.8 por ciento.

Respecto a los empresarios de la industria, de acuerdo con el Índice de Confianza del Constructor (Icoco) que realiza Bimsa Reports, éste se volvió a posicionar en una zona de optimismo al cuarto trimestre de 2013.

“Una mejora en las condiciones de producción en los últimos tres meses del año pasado y expectativas de actividad económica alentadoras para 2014, colocaron al índice del cuarto trimestre de 2013 en zona de optimismo en las 51.4 unidades y revirtieron la tendencia negativa que registró este indicador en los nueve meses previos”. Este indicador tuvo 2.7 puntos por encima de la lectura del tercer trimestre, luego de haber caído en depresión a lo largo de casi todo 2013, destaca el reporte.

Asimismo, menciona que esta lectura es la segunda mejor valorada en los tres años de medición de este indicador.

Aunque destaca que existen al menos dos posibles escenarios: un optimismo que puede disminuir en tanto no se materialice la inversión en obra pública y privada que el sector espera y que el índice refleja, “de tal suerte que este repunte en el índice no marque tendencia, como ocurrió el año pasado”.

Otro escenario, el favorable, es que este punto de inflexión en el índice se vea respaldado por incrementos reales en la producción del sector sin mayor demora, “con lo que podríamos esperar que los niveles del Icoco mantengan una tendencia positiva”.