Máximo en un año Mexicana de Aviación debe reembolsar daños

La Profeco informó que la aerolínea tiene un adeudo por 110 mil millones de pesos con los usuarios afectados tras la quiebra de la empresa.

Ciudad de México

El proceso de quiebra de la aerolínea Mexicana de Aviación podría culminar en no más de un año para que sean reembolsados los recursos correspondientes a los alrededor de 10 mil consumidores afectados, estimó la titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), Lorena Martínez Rodríguez.

La titular de la dependencia precisó que el adeudo de la aerolínea con dichas personas asciende a 110 millones de pesos, por lo que están a la espera de que las autoridades nombren al síndico de la aerolínea, inicien el remate de bienes de la empresa y en consecuencia el proceso de pago a los acreedores.

Tras la firma del convenio de colaboración con la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece), Martínez Rodríguez indicó que están en contacto con la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), en particular con el subsecretario Carlos Almada López, para dar seguimiento al tema.

"En este momento estamos en espera de que se de el nombramiento del síndico, una vez que esto suceda y se inicie el proceso del remate de los bienes, se comenzará a evaluar el monto de lo recaudado e iniciar el proceso de pago", afirmó.

La mayoría de los consumidores afectados por el cese de operaciones de Mexicana de Aviación ya se han puesto en comunicación con la Profeco que los atiende mediante la subprocuraduría jurídica.

A su vez, señaló que "por razones de tiempo ya es muy difícil iniciar una defensa de quienes no presentaron sus quejas en 2010, en este momento lo que estamos haciendo es acercando a todos estos consumidores para poderles dar la atención y representarlos legalmente".

Martínez Rodríguez recordó que por derecho de prelación, los trabajadores de la aerolínea son a quienes primero se les efectuará un pago y uno de los logros de la dependencia fue el reconocimiento, por medio de un juicio, de liquidar a los consumidores en segundo lugar.

"Es un caso sin precedentes, donde la Profeco logra este reconocimiento de los consumidores, esperemos que sea un proceso que podamos culminar en no más de un año, porque los consumidores también están esperando", agregó.