CFE, cerca de cumplir meta de disminuir pérdidas

Las pérdidas corresponden a los procesos de conducción, transformación y medición de energía eléctrica, que en algunos casos se deben a que la infraestructura no se encuentra en buenas condiciones.
La CFE obtuvo hasta 50 reportes durante las primeras horas del día.
En 2012 las pérdidas fueron de 16 por ciento. (Archivo Milenio)

México

La Comisión Federal de Electricidad se acerca a la meta de disminuir las pérdidas técnicas y no técnicas en sus procesos de distribución de entre 10 y 11 por ciento hacia 2018, pues a febrero de este año se ubican en 12.9 por ciento, lo que representa 41 mil millones de pesos.

El director general de la CFE, Enrique Ochoa Reza, dijo que en 2012 esas pérdidas fueron de 16 por ciento, equivalentes a 52 mil millones de pesos.

“El compromiso en la reforma energética por parte de la Comisión Federal de Electricidad es disminuir un punto porcentual por año las pérdidas técnicas y no técnicas, y se ha cumplido tres años de manera consecutiva”.

Son 11 mil millones de pesos menos en pérdidas de 2012 al segundo mes de 2016.

Las pérdidas técnicas corresponden a los procesos de conducción, transformación y medición de energía eléctrica, que en algunos casos se deben a que la infraestructura no se encuentra en buenas condiciones.

Es por eso que desde inicios de esta administración la empresa productiva de Estado trabaja en modernizar y expandir su infraestructura de transmisión y distribución en lo que señalan, “vamos en la dirección correcta”.

En tanto que las pérdidas no técnicas se deben al robo de electricidad, principalmente mediante los llamados diablitos, fallas en los medidores, errores de facturación y al impago de recibos, por lo que “debemos de seguir redoblando los esfuerzos para construir, junto con los ciudadanos y las autoridades, una cultura del pago justo y oportuno al suministro de energía eléctrica”.

Al cierre de 2015, la CFE reportó un 13.1 por ciento de pérdidas técnicas y no técnicas, lo que significó casi un punto porcentual menos que 2014.

La tendencia en la reducción de este tipo de pérdidas va en línea para en 2018 alcanzar niveles de pérdidas de entre 10 y 11 por ciento.

Los niveles de pérdidas actuales equivalen a cerca de 42 mil 200 millones de pesos; en 2012 las pérdidas técnicas y no técnicas fueron de 16 por ciento, equivalente a más de 52 mil millones de pesos; en 2013 fueron de 15 por ciento, 51 mil millones de pesos. Al cierre de 2014 se ubicaron en 14 por ciento, lo que equivale a cerca de 49 mil millones de pesos.

Desde hace unos años la CFE impulsó 18 fases del programa reducción de pérdidas, con su respectivo proceso licitatorio; en 2015, de éstas, 13 ya concluyeron y están en su etapa de ejecución, dos estaban en proceso de licitación y las tres restantes se lanzan este año.

Los 13 procesos finalizados han sido licitados a 11 consorcios, integrados por 22 empresas que presentaron las mejores ofertas técnicas y económicas para la CFE. La inversión estimada de esos proyectos suma mil 222 millones de dólares.

Negociación con el sindicato

Desde este mes la CFE comenzó las reuniones con el Sindicato Único de Trabajadores Electricistas de la República Mexicana (Suterm) para revisar el contrato colectivo de trabajo.

Ochoa Reza mencionó que el reto que tiene una empresa cuando transita de ser una que brinda un servicio monopólico estatal, a una que participa en un mercado en competencia es evolucionar, mejorar la eficiencia de sus procesos y reducir los costos.

“Uno de ellos es el contrato colectivo de trabajo que tenemos en la Comisión Federal de Electricidad, que claramente estuvo diseñado para una etapa de participación monopólica y que debe evolucionar a una fase de participación en competencia.

“La reforma energética establece que en la revisión del contrato colectivo de trabajo de este año podemos revisar nuestro pasivo laboral y de una manera convenida entre los trabajadores de la Comisión Federal de Electricidad, el sindicato y la empresa podamos reducir el pasivo laboral para darle viabilidad a la compañía y competir en el nuevo entorno”.

De acuerdo con los resultados financieros de la CFE, la pérdida neta del primer trimestre de 2015 se ubicó en 20 mil 219 millones de pesos, y como consecuencia el costo del pasivo laboral ascendió a 17 mil 961 millones de pesos.

“Hemos realizado múltiples encuentros con el sindicato para llegar a las mejores áreas de consenso y una vez que lleguemos a ese acuerdo, que sea favorable para los trabajadores y para la empresa, para poder seguir brindando un servicio de energía eléctrica de calidad y de responsabilidad, lo haremos del conocimiento del público en general”.

Inversión en Campeche

El gobernador de Campeche, Alejandro Moreno, dijo que en la entidad se están construyendo dos subestaciones de electricidad, con una inversión de 200 millones de pesos.

Y en los próximos días se dará el inicio de la subestación de energía eléctrica en Candelaria, con una inversión de 213 millones de pesos.

“Estamos trabajando en fortalecer la recalibración de líneas; saben que viene la tecnificación del campo, la agroindustria y el tema eléctrico, suministro eléctrico y energía es fundamental para el desarrollo y para el crecimiento.

“Es una labor de equipo, estamos trabajando coordinadamente y, sin lugar a dudas, esto trae más inversión, más desarrollo, generación de empleo e infraestructura para Campeche”.

En el tema de energías renovables, específicamente en eólica, señaló que hay pláticas con inversionistas, donde el gobierno del estado ha dado todas las facilidades y se está recibiendo, a través de la Secretaría de Desarrollo Energético, programas para realizar en la entidad.

“Campeche tiene una base fundamental, es un estado seguro, en paz, en tranquilidad; hay buenas oportunidades de inversión y estamos abiertos al sector energético”.