Beneficiar al mercado interno en compras navideñas, pide economista

Sugiere realizar compras hechas en México, y no adquirir productos a crédito, ya que estos pueden terminar costando hasta el doble.

Guadalajara

Esta temporada navideña se puede hacer un uso diferente del aguinaldo para hacer compras que beneficien no sólo a quien lo gasta sino también al mercado interno, señaló Ignacio Román Morales, académico del Departamento de Economía, Administración y Finanzas del ITESO.

Habitualmente, señaló, las personas con cierto nivel de ingreso suelen hacer sus compras en tiendas departamentales que venden productos importados “que generan costos muy fuertes y además lo que hacen es reproducir una estructura de mercado muy concentrado, de monopolio”.

Por lo anterior, y a fin de dinamizar el mercado interno esta temporada navideña, Román Morales sugirió hacer un análisis sobre dónde se realizarán las compras. “Si se quiere regalar ropa bonita buscarla en los mercados artesanales, por ejemplo”.

“Si realmente hay un espíritu de solidaridad en la época, el poder ubicar este tipo de compras es importante. No solamente se está quedando bien con la gente que uno quiere”, también con los productores locales de ropa, muebles, juguetes y otros artículos.

Para las personas que no tienen un ingreso extra como el aguinaldo, una recomendación para no endeudarse es tener una estrategia de ahorro mínimo constante con el que se pueda comprar los regalos el año siguiente.

El especialista enfatizó que se debe tener cuidado al comprar en tiendas que venden en abonos chiquitos “porque los precios frecuentemente pueden llegar a ser al final de alrededor del cuádruple del precio normal”.

El académico señaló que las personas que tienen la oportunidad de salir de vacaciones en esta temporada podrían buscar destinos y hospedajes diferentes a los hoteles de cinco estrellas, “eso también puede ser en apoyo a comunidades, regiones que tengan situaciones económicas muy distintas a las de los grandes hoteles”.

El mejor uso del ingreso en esta temporada navideña, dijo, es pagar las deudas, “no hay dinero más caro que el que se tiene que pagar, que el que no se tiene”. Además, advirtió que se debe tomar en cuenta que de enero a abril hay gastos como el refrendo, el predial y la declaración de impuestos.