Debate del salario mínimo presionó alza de la inflación

El subgobernador del Banco de México, Manuel Sánchez, expuso en Nueva York que el debate de un aumento en el salario mínimo provocó un incremento en la inflación.

Ciudad de México

Las perspectivas de inflación de México empeoraron luego de un alza en el precio de los alimentos frescos y la creciente probabilidad de que el Congreso de la Unión apruebe un incremento del salario mínimo, dijo el viernes el subgobernador del Banco de México, Manuel Sánchez.

El funcionario dijo en un discurso en Nueva York que la inflación podría mantenerse por encima de un 4 por ciento en lo que resta de este año y que un aumento del salario podría desatar mayores presiones sobre los precios, según el texto del discurso.

"Incrementos importantes del salario mínimo podrían contaminar el proceso de formación de precios. Estos ajustes podrían desatar una reacción en cadena en las expectativas de inflación", y hacer más difícil alcanzar la meta del banco de un 3 por ciento más/menos un punto porcentual, dijo Sánchez.

Indicadores divulgados esta semana mostraron que la inflación anual se mantuvo hasta la primera mitad de septiembre por arriba del objetivo del banco central en un 4.21 por ciento.

La entidad monetaria ha dicho que espera que la inflación se modere hacia el 3 por ciento en la primera mitad del 2015.

El banco central mexicano recortó en junio su tasa de referencia a un 3 por ciento argumentando que la lenta economía contendría presiones en los precios hasta el año próximo.