Aumenta preferencia de empresas por financiamiento bancario

En el cuarto trimestre de 2015 el porcentaje de las empresas que usaron financiamiento de la banca pasó de 36.4 a 41.4%; el uso de proveedores como medio de fondeo pasó de 74.9 a 74.6%.
BBVA.
La cantidad de nuevos créditos bancarios aumentó. (Especial )

En el cuarto trimestre de 2015, la preferencia de las empresas por el financiamiento bancario aumentó, al tiempo que disminuyó el uso de proveedores como medio de fondeo, impulsada por condiciones más favorables en términos de montos y plazos ofrecidos; sin embargo, las compañías grandes siguen siendo las que más acuden a la banca.

De acuerdo con el reporte del Banco de México (Banxico) denominado Evolución del Financiamiento a las Empresas, mientras en el tercer trimestre del año pasado 36.4 por ciento de la empresas utilizó el financiamiento de la banca, en el cuarto trimestre este porcentaje se elevó a 41.4 por ciento; en contraste, el uso de proveedores como medio de fondeo pasó de 74.9 a 74.6 por ciento.

No obstante, por tamaño de empresa, en el cuarto trimestre de 2015, 77.6 por ciento de las que emplean entre 11 y 100 trabajadores recibió financiamiento por parte de proveedores, mientras que para el conjunto de compañías con más de 100 empleados dicha proporción fue de 72.8 por ciento.

Por su parte, el crédito de la banca comercial utilizado por empresas de hasta 100 empleados fue de 32.5 por ciento, en tanto que la proporción de firmas con más de 100 trabajadores fue de 46.7 por ciento.

Es así que la cantidad de nuevos créditos bancarios aumentó, al pasar de 24.6 por ciento en el tercer trimestre de 2015 a 25.1 por ciento en el cuarto. Específicamente, 16.9 por ciento de empresas con hasta 100 empleados utilizó nuevos créditos, mientras que 30 por ciento de aquellas con más de 100 trabajadores lo hizo.

El Banxico detalló que el conjunto de empresas que utilizó nuevos créditos bancarios expresó haber enfrentado condiciones más favorables respecto del trimestre previo en términos de los montos y plazos ofrecidos, las condiciones para refinanciar créditos y los tiempos de resolución del crédito.

En cuanto a los requerimientos de colateral, las tasas de interés y las comisiones y otros gastos, las empresas percibieron condiciones menos favorables respecto del trimestre previo, señaló el organismo central.