Arabia Saudita dejaría combustibles fósiles

La disminución podría ser progresiva hasta el 2050, advierte.
En menos de tres meses el precio de barril de petróleo ha caído de 90 a 60 dólares.
Arabia Saudita podría eliminar el uso de combustibles fósiles para la mitad de este siglo. (Reuters)

París

Arabia Saudita, el mayor exportador de crudo, podría eliminar el uso de combustibles fósiles para la mitad de este siglo, dijo ayer el ministro del petróleo del reino, Ali al-Naimi, un reconocimiento sorprendente para un país cuya riqueza, poder e influencia descomunal se basan en sus enormes reservas petroleras.

Naimi, cuyas declaraciones mueven los mercados, dijo en una conferencia en París sobre negocios y el cambio climático: “En Arabia Saudita, reconocemos que con el tiempo, uno de estos días, no vamos a necesitar combustibles fósiles. No sé cuando, en 2040, 2050 o después”.

Por esa razón, dijo, el reino planea convertirse en una “potencia mundial de energía solar y eólica” y en los próximos años puede empezar a exportar electricidad en lugar de combustibles fósiles.

Arabia Saudita es el mayor consumidor de petróleo en Medio Oriente. Más de 25 por ciento de su producción total de crudo —actualmente de más de 10 millones de barriles diarios— se utiliza en el país.

Un informe de Citigroup de 2012 dijo que si el consumo de petróleo saudita sigue con el ritmo actual de crecimiento, el reino puede convertirse en un importador neto de petróleo para 2030.

Pero aunque reconoció que Arabia Saudita algún día dejará de utilizar petróleo, gas y carbón, Naimi dijo que a los llamados a dejar una gran parte de los combustibles fósiles conocidos del mundo en el suelo para evitar niveles peligrosos de cambio climático “tenemos que considerarlos, pero restarles importancia por un tiempo”.

“¿Pueden pagar eso actualmente?”, preguntó a otros conferencistas, que incluían al economista británico Nick Stern, autor del informe del gobierno del Reino Unido de 2006 sobre la economía del cambio climático.

“Puede ser un gran objetivo, pero va a tomar mucho tiempo”, dijo Naimi.

Con más de mil millones de personas sin acceso a la electricidad, habrá una fuerte demanda de combustibles fósiles durante muchos años más, dijo, y agregó que se necesita trabajar más para encontrar la manera de quemar petróleo,carbón y gas sin liberar emisiones de dióxido de carbono para el calentamiento.

Desde hace mucho tiempo esta nación dice que tiene planes para utilizar más la energía renovable. Funcionarios declararon hace tres años que tenían planes para construir tantas plantas solares que podrían exportar electricidad solar. Pero la caída de los precios del petróleo aumentó las dudas sobre el destino de esos programas.

Información adicional de Anjli Raval en Londres