Analistas prevén nuevo ajuste a la baja del PIB

Analistas del mercado prevén que esta semana el Banxico ajuste nuevamente a la baja sus perspectivas de crecimiento económico para el país, luego de que Hacienda hizo lo propio la semana pasada.
México y Brasil buscan intensificar su comercio bilateral.
(Philippe Wojazer/Reuters)

México

Esta semana el Banco de México dará a conocer su informe trimestral de inflación y, lo más probable es que ajuste a la baja sus perspectivas de crecimiento económico para el país, luego de que Hacienda hizo lo propio y de que la Junta de Gobierno del organismo central mostró su preocupación por el entorno externo y sus efectos en la economía nacional, señalaron analistas del mercado.

También se dará a conocer el reporte de inflación de la primera quincena de mayo y la tasa de desempleo de abril, así como las ventas minoristas de marzo y la balanza comercial de abril.

Para los dos primeros indicadores se anticipan cifras positivas, favorecidas por menores precios de productos agropecuarios y por una buena dinámica del empleo formal, respectivamente, mientras que para los dos segundos las perspectivas son poco optimistas, derivadas de un menor dinamismo del consumo y de la caída de las exportaciones, a causa de la fragilidad de la demanda externa.

En su último anuncio de política monetaria, el Banxico alertó que si se presentan nuevos escenarios de volatilidad en los mercados financieros es probable que se dé una depreciación desordenada del tipo de cambio y ello representa el mayor riesgo para la inflación, al tiempo que manifestó que si bien la dinámica económica en los primeros meses del año fue positiva, es poco probable que el ritmo de crecimiento se mantenga.

Al momento el Banxico mantiene un estimado de crecimiento para el país en 2016 en un rango de 2 a 3 por ciento, mientras que para 2017 la previsión se ubica entre 2.5 y 3.5 por ciento, pero la secretaría redujo el de este año a un intervalo de entre 2.2 y 3.2 por ciento, desde la previsión anterior de 2.6 a 3.6 por ciento.

Para la inflación, el consenso de especialistas es que el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) presentará en la primera quincena de marzo una caída de 0.28 por ciento respecto a la quincena anterior, para alcanzar una tasa anual de 2.62 por ciento, por debajo del objetivo del Banxico de 3 por ciento.

Luego de que la tasa de desempleo registró en marzo el nivel más bajo desde 2008, al ubicarse en 3.74 por ciento, el área de análisis de Grupo Financiero Invex prevé para 2016 una tasa promedio de 4.4 por ciento, y considera que el buen ritmo de creación de empleo se mantendrá gracias al mejor dinamismo del sector servicios.

Por otra parte, para la balanza comercial las perspectivas siguen siendo negativas, pues continúa el deterioro de las exportaciones por la débil demanda externa y los bajos precios del petróleo, al tiempo que las importaciones reflejan un impacto por la depreciación del peso frente al dólar.

Las ventas minoristas, que reflejan la demanda interna, para marzo se anticipa un menor dinamismo que el observado en febrero (crecimiento anual de 9.6 por ciento), ya que las ventas a establecimientos iguales de la Asociación de Tiendas de Autoservicio de Departamentales mostraron en el tercer mes del año una desaceleración, indicaron expertos.