Amparo indirecto, vía para Televisa y Telmex

Puerta abierta para ambas empresas ante la falta de leyes convergentes que den sustento a las resoluciones del Ifetel.
Persisten interrogantes sobre la jerarquía de los diversos instrumentos legales.
Persisten interrogantes sobre la jerarquía de los diversos instrumentos legales. (Paola García)

México

La falta de leyes secundarias que le den sustento a las declaratorias de preponderancia del Instituto Federal de Telecomunicaciones (Ifetel) ha abierto la puerta para que Televisa y América Móvil/Telmex recurran al amparo indirecto, lo cual es altamente probable, afirmaron especialistas.

Si bien ya no existe la suspensión en materia de telecomunicaciones y radiodifusión ante un amparo indirecto (único recurso válido en la legislación para estas empresas), éste puede ser ganado por las empresas debido a que no hay en estos momentos leyes que sustenten dichas declaratorias, subrayaron especialistas en derecho de las telecomunicaciones.

Para el experto Ramiro Tovar, no solo es probable que se recurra al amparo, sino que sería prudente que lo hicieran, pues por principio todas las medidas de preponderancia se derivaron de los artículos transitorios de la reforma al texto constitucional, no respecto a una legislación secundaria para sostener.

"Para las declaratorias implica cambios a los títulos de concesión vigentes aún por varios años, por ejemplo, el de Telmex vence hasta 2026, pero no se sabe entonces si éstos se van a derogar, a modificar o qué es lo que aplica, porque las declaratorias no lo especifican, aunque esto sí podría suceder en la ley convergente", dijo Tovar.

Indicó que, además, solo se conocen las medidas impuestas, pero no la resolución, y ahí puede haber muchos argumentos que pudieran ser debatibles para ambas empresas.

"Es necesario que quede claro si son primero las medidas o la concesión, si se deben esperar las nuevas leyes o no; quedan muchas interrogantes sobre qué instrumentos legales tienen mayor jerarquía; se tiene incertidumbre sobre cómo encaja la nueva ley en las medidas, cómo encajan los títulos de concesión, cuál de ellos de plano hay que sustituir", dijo Tovar.

Gerardo Soria, presidente del Instituto del Derecho de las Telecomunicaciones (Idet), indicó que a partir del aviso de las declaratorias de preponderancia, las empresas cuentan con 15 días hábiles para presentar cualquier amparo indirecto.

"En múltiples ocasiones manifesté mi preocupación sobre el hecho de que sacar la declaración de preponderancia antes de tener la ley secundaria a los únicos que beneficiaba era a los preponderantes, pues les sería más fácil impugnarla, porque no todas las resoluciones y obligaciones que se impusieron tienen un sustento legal", dijo Soria.

Aseguró que no es recomendable que los operadores recurran a la suspensión, debido a que ya no existe la figura, que implica que las empresas deban acatar las medidas que dictamine el órgano regulador a pesar de que se interponga un amparo.

"El que no haya suspensión implica que aun cuando se gane un amparo, el órgano regulador puede inmediatamente después emitir otra regulación, y como no hay suspensión, los operadores están obligados a cumplir, de lo contrario les impondrán sanciones", dijo Soria.

En el caso de las sanciones, comentó que ese es otro tema por el que es necesario que se presenten las leyes secundarias, pues las que se pueden imponer el día de hoy son ridículas, y se necesita la nueva ley para que haya penalidades que verdaderamente obliguen a su cumplimiento.

Por su parte, Fernando Negrete, director de Mediatelecom Policy & Law, afirmó que es un hecho que casi por cada párrafo de las declaratorias de preponderancia se pueda presentar un amparo indirecto o una serie de recursos; sin embargo, es probable que sea otra la estrategia de las empresas.

"Todos ellos pueden recurrir a los recursos legales que la ley les da, pues no hay ley secundaria y esto nos lleva a tener varios recursos, pero creo que las empresas están en un dilema mayor, y están ponderando una estrategia integral de amplio espectro que les permita resolver todo lo más pronto posible, para que el mercado se estabilice y todo se resuelva", dijo.

Explicó que el Ifetel hizo bien su trabajo, pues ante la falta de legislación secundaria creó obligaciones de aplicación contractual que no deben dejar de cumplir las entidades, lo cual podrá incluso ser considerado en la propuesta de ley que presente el Ejecutivo.

Las empresas declaradas preponderantes dieron a conocer al día siguiente de la notificación del Ifetel que analizarían cada una la posibilidad de recurrir a instancias legales, sin que al momento se haya dado a conocer que lo hayan hecho.