Altos Hornos aplicará reajuste en 600 empleados

Son de confianza tanto de las plantas siderúrgicas y de las minas. Obedece a que en las condiciones actuales tiene que recuperar rentabilidad y se han suspendido proyectos no prioritarios.
El reajuste será en 600 empleados de confianza.
El reajuste será en 600 empleados de confianza. (AHMSA)

Monclova, Coahuila

Seiscientos empleados de confianza de Altos Hornos de México serán reajustados a partir del viernes próximo, tanto de las plantas siderúrgicas como de las minas.

Esto obedece a que en las condiciones actuales la empresa tiene que recuperar rentabilidad y se han suspendido proyectos que no eran prioritarios, mantenimientos que no son prioritarios, dejando de realizar muchas actividades, señaló en entrevista Francisco Orduña Mangiola, director de Comunicación Social de AHMSA.

Explicó que se está juntando toda la capacidad financiera, todos los recursos, para apoyar proyectos que son fundamentales, básicamente de darle valor agregado al acero para incursionar en mercados que están funcionando bien, como el automotriz, el de la industria energética.

Detalló que el proceso de reajuste deberá ser muy rápido, estimando que entre el 15 de enero y el 15 de febrero deberá estar concluido.

En relación con las condiciones que afronta actualmente el mercado siderúrgico, señaló Francisco Orduña que a partir de las medidas que tomó la Secretaría de Economía a mediados del año pasado se frenó un poco el deterioro del mercado.

"Sin embargo no lo que esperábamos y continuó la caída de precios y la caída de la demanda lo que nos ha venido colocando en una situación bien compleja a las empresas siderúrgicas".

Dijo que en este momento lo que se está haciendo es trabajar la Secretaría de Economía con sus contrapartes de los Estados Unidos y de Canadá de manera de poner una barrera común para enfrentar lo que todavía es un desorden de comercio causado por la sobreproducción y la sobreexplotación a precios irreales por parte de China y otros países de Asia y de Oriente.

Recordó que ya se aplicó una vez, aproximadamente en el 2005, una política similar, la norma 201 le llaman en Canadá, que permitió en ese momento con una situación similar a la actual, incluso más grave, contener el deterioro del mercado y revertir la situación.

"Se trataría de un mecanismo similar que nos permitiría enfrentar en común varias prácticas de comercio desleal, estabilizar el mercado y recuperando un margen de precios que haga más racional el funcionamiento de las empresas".

Retomando sobre el reajuste, abundó que se trata de personal de confianza que ya tenía muchos años en la empresa y estaba cerca de la jubilación, así como personal de confianza que le interesaba un programa de liquidación, y personal que quedó "flotando" porque se cancelaron muchas actividades.

"Hay una compactación de las estructuras de la empresa para ajustarnos al momento actual del sector siderúrgico".

Detalló Francisco Orduña que el proceso de reajuste deberá ser muy rápido, estimando que entre el 15 de enero y el 15 de febrero deberá estar concluido.