Ahora nuevoleoneses prefieren viajar a Texas en autobuses

Las líneas que ofertan esta forma de transporte señalan que es por comodidad.
Regularmente se reúnen grupos de 20 a 40 personas.
Regularmente se reúnen grupos de 20 a 40 personas. (Facebook)

Monterrey

Aunque tradicionalmente, visitar la frontera de Texas con Estados Unidos es un paseo que realizan los regiomontanos para divertirse, ir de compras o incluso por cuestión de trabajo, recientemente ha habido un incremento en optar por servicios de transportación privada y no utilizar un vehículo personal.

Llegar a la frontera con Estados Unidos le puede tomar a un regiomontano entre dos y tres horas (con destino a Laredo o McAllen, Texas), y un gasto no muy alto en cuestión de gasolina y pago de casetas.

Pero opciones con viajes diarios y a todas horas en autobuses de pasajeros de casi todas las líneas que ofrecen servicio en la ciudad han hecho que los regiomontanos busquen no manejar. Y de esto han surgido nuevas opciones, como el transporte por "visitas guiadas".

Se trata de camiones de pasajeros que rentan operadores de viaje (a veces certificados y a veces no) para llevar a grupos de personas a estas ciudades, que incluyen alimentos, transportación desde y hacia Monterrey, dentro de la ciudad estadounidense (visitando los principales centros comerciales) y comodidad en el viaje, detalló Esthela González.

González cuenta con una empresa propia que ofrece este servicio cada dos semanas; en entrevista con MILENIO Monterrey detalló que reúne a un grupo de entre 20 y 40 personas que quieren viajar a cierta ciudad y les cobra una cuota fija por viajar, llevarlos de compras y pasearlos por Laredo o McAllen, Texas.

"El viaje es por lo general de un día, los llevamos a diferentes tiendas, a las más populares, al centro, al mall, incluye el desayuno, porque nos vamos muy temprano, y el pago ya incluye casetas y demás. Es más cómodo porque nadie tiene que manejar, ni cansarse en la carretera y nosotros nos encargamos de toda la logística, lo que ofrecemos es la comodidad en camiones muy buenos", explicó.

Cada vez hay más empresas que ofrecen este tipo de servicios, y los precios varían, pero de acuerdo a González el viajero puede tener un ahorro de 20 por ciento en cuanto a gasolina y pago de casetas, además de no poner en peligro su vehículo y no preocuparse por manejar en carretera.

Sin embargo, alertó por servicios no oficiales o certificados de personas que lo ofrecen sin tener la capacidad, entrenamiento o conocimiento de los servicios turísticos. González aseguró que no se trata sólo de llevar a pasajeros, sino tener conocimiento de las situaciones en las carreteras, e inclusive estar en contacto con las autoridades estadounidense, sobre todo con las Cámaras de Comercio de estas dos ciudades.

Las favoritas son Laredo y McAllen, aunque también hay viajes hacia San Antonio, Dallas y Houston, explicó. Pero estos se deben de planear con más tiempo, ya que incluye el hospedaje por la distancia que hay entre Nuevo León y estas ciudades texanas.