Advierten las consecuencias por uso de método "fracking"

El tema apenas comenzará a ser debatido en Nuevo León, pero las advertencias sobre las consecuencias que tiene el método de Fracturación Hidráulica, comienzan a llegar al estado.

Monterrey

Luego de confirmarse que una parte del Proyecto Monterrey VI será utilizado para la extracción de gas shale mediante el método de fracking, especialistas advierten que el agua utilizada queda contaminada completamente por tóxicos arriesgando además a la contaminación de mantos friáticos, cosechas y zonas completas.

El tema apenas comenzará a ser debatido en Nuevo León, pero las advertencias sobre las consecuencias que tiene el método de Fracturación Hidráulica, comienzan a llegar al estado.

Edith Martínez, de Green Peace, quien podría ser invitada al Congreso de Nuevo León por este tema, explicó, que a diferencia de algunas versiones de quienes defienden el fracking, el agua que se utiliza queda contaminada, por lo que no puede ser tratada y mucho menos puede servir para el consumo humano.

“Esta misma agua con químicos que se está inyectando, queda inservible, hay químicos que no se pueden eliminar del agua para volverla a hacer potable.

“Y existe el riesgo de que esta agua pueda filtrarse a los mantos friático, lo cual reduce la disponibilidad de agua potable para consumo humano, y toda la cadena que se viene con la contaminación de los mantos friáticos, se contamina la tierra, se podrían contaminar los cultivos”, señaló.

Según datos con los que cuenta la organización internacional de cuidado ambiental, en el Congreso de la Unión se planteó la posibilidad de desarrollar hasta 20 mil pozos anuales en la Cuenca de Burgos para la extracción del Gas Shale, lo que representa un gasto de cerca de 15.9 millones de litros de agua.

Pero, ¿a dónde va esa agua contaminada?, es una de las preguntas que responde Claudia Campero, de Blue Planet Proyect, otra organización internacional que forman parte del Frente Contra el Fracking en México.

Según explicó, esta actividad implica un riesgo pues el agua inyectada al subsuelo podría contaminar mantos friáticos.