2016, el año de mayor deuda y empleo: Hacienda

Al cierre de 2016, el gasto neto total fue mayor en 611 mil 934 millones de pesos a lo previsto. El déficit fue menor a lo programado.
Creció la oferta laboral.
Creció la oferta laboral. (Araceli López)

México

En 2016 la deuda neta del sector público superó las previsiones del paquete económico de ese año, mientras que el gasto neto total fue mayor a lo previsto, derivado de mayores aportaciones a las empresas productivas del estado, más participaciones a las entidades federativas y un mayor costo financiero; del lado positivo, se recibieron más ingresos, impulsados por una mayor recaudación tributaria y el déficit público fue menor a lo programado.

De acuerdo con el informe sobre la situación económica, las finanzas públicas y la deuda pública, el saldo histórico de los Requerimientos Financieros del Sector Público, que representa la medida más amplia de la deuda, ascendió en 2016 a 48.4 por ciento del producto interno bruto (PIB), nivel superior al 47.8 por ciento contemplado en los Criterios Generales de Política Económica del año pasado.

Al cierre de 2016, el gasto neto total fue mayor en 611 mil 934 millones de pesos a lo previsto, resultado de un mayor gasto programable de 585 mil 715 millones por las aportaciones a Pemex, CFE y al Fondo de Estabilización de los Ingresos Presupuestarios, así como a un gasto no programable por 26 mil 218 millones, en gran medida destinado a mayores participaciones a las entidades federativas y un mayor costo financiero.

Con respecto a los ingresos del sector público, al cierre de 2016 aumentaron 10.3 por ciento a tasas real anual, y si se excluyen los ingresos por el remanente de operación del Banxico y los asociados a las aportaciones patrimoniales del gobierno federal a Pemex y CFE, se elevaron 0.7 por ciento, con un destacado incremento de 11.9 por ciento en la recaudación tributaria, que contrasta con la caída de 21.9 en los ingresos petroleros.

Los requerimientos financieros del sector público se ubicaron en 556 mil 628 millones de pesos, cifra equivalente a 2.9 por ciento del PIB, inferior al 3.5 por ciento contemplado en la Ley de Ingresos y a la meta actualizada de 3 por ciento del PIB.

Los resultados disponibles indican que la demanda interna, y especialmente el consumo privado, continuaron con un crecimiento sólido, impulsados por factores como la creación histórica de 733 mil empleos formales en 2016, el mayor número desde 1996, y la expansión de 13.3 por ciento real anual del crédito vigente otorgado por la banca comercial al sector privado durante noviembre (el más alto para este mismo mes desde 2007), entre otros.